DISPOSITIVO CONJUNTO

Policía Nacional y Local, preparadas por si vuelven los apedreamientos a los bomberos

Ambos cuerpos han acordado un dispositivo de actuación conjunta que se activará de manera inmediata si se reiteran los apedreamientos contra los bomberos. 

No han trascendido más datos del dispositivo conjunto entre ambos cuerpos / ARCHIVO
No han trascendido más datos del dispositivo conjunto entre ambos cuerpos / ARCHIVO

Responsables de la Policía Local y del Cuerpo Nacional de Policía han mantenido esta mañana, tal y como se anunció ayer tras el Consejo de Gobierno, una reunión de trabajo y coordinación en la que se ha diseñado un dispositivo de actuación conjunta que se activará de manera inmediata si se reiteran los apedreamientos contra los efectivos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento (SEIS) en el cumplimiento de sus tareas.

Desde la Consejería de Gobernación no han podido ofrecer más datos al tratarse de una medida entre ambos cuerpos pero insisten en hacer un llamamiento a la colaboración ciudadana “para impedir y evitar, en lo posible, este tipo de actos vandálicos así como otros comportamientos igualmente reprochables”.

 

A pedrada limpia

Los hechos que han provocado esta nueva reunión se produjeron el pasado día 5 de enero cuando una dotación de los Bomberos fue recibida a pedradas cuando se disponía a sofocar un incendio en un descampado de Arcos Quebrados. Un incidente que no es sino continuación de otras agresiones idénticas que se han producido a lo largo de la última semana en el mismo escenario. Los bomberos acudieron sin ser escoltados ya que la Policía Nacional estaba cubriendo la cabalgata de reyes.

Al parecer se trata de menores. “Sean menores o mayores de edad, la Ciudad se va a personar contra los autores de estos hechos. Si son menores, los responsables serán sus padres”, aseveraba el consejero de Gobernación, Jacob Hachuel, tras el Consejo de Gobierno en el que se abordó esta problemática y la convocatoria de la reunión con una doble vertiente: proteger a los bomberos y tratar de identificar a los autores de las pedradas”.