Domingo. 20.08.2017 |
El Tiempo
Opinión
Sebas Fernández
17:51
09/01/17

Hablemos de imagen

Hablemos de imagen

Por las huellas dactilares de un hombre, por las mangas de su abrigo, por sus botas, por las rodillas de sus pantalones, por los callos de sus dedos, por su expresión (que no siempre es el espejo del alma), por los puños de sus camisas, por sus movimientos…, cada una de estas cosas revela fácilmente las intenciones de un hombre. << Que todo ello unido no arroje luz sobre el interrogador competente, es prácticamente inconcebible. Todo este texto son palabras de Shelock Holmes 1892 >>.

Este primer artículo para este año 2017, año que para los chinos es el año del Gallo Rojo y comienza a partir del día 28 de enero, dejando atrás al año del Mono. Espero que sigan contando con la aceptación que os caracteriza.

La capacidad  para averiguar lo que realmente le sucede a una persona es sencilla,…. No fácil, pero sencilla. Consiste en hacer encajar lo que uno ve y escucha, en el entorno que todo sucede y extraer posibles conclusiones. La mayoría de la gente, sin embargo únicamente ve las cosas que piensa que ve.

Los grandes estudiosos (han desarrollado un sentido de fascinación por el lenguaje del cuerpo sobre todo de los políticos, porque todos saben que, a veces, estos simulan  creer en algo en lo que de verdad no creen (ejemplo: La oposición en nuestra ciudad), o fingir que son alguien que en realidad no son (aquí la lista se haría interminable).

Allan y Bárbara Pease dicen en un apartado  de su libro “El Lenguaje del Cuerpo”, que los políticos pasan mucho tiempo escondiendo la cabeza, simulando, evitando, engañando, mintiendo, escondiendo sus emociones y sentimientos, utilizando pantallas de humos o espejos y saludando a amigos imaginarios entre la multitud.

Los actores de cine mudo, como Charles Chaplin, fueron los pioneros del dominio del lenguaje del cuerpo, ya que en pantalla sólo disponían de ese medio de comunicación. También Charles Darwin, con su obra <<Las expresión de las emociones en el hombre y los animales>> publicado en 1872. Aunque sus obras solían leerla sólo los académicos, influyó de sobremanera en los estudios modernos de las expresiones faciales y del lenguaje del cuerpo.

Se trata del aspecto que tenemos cuando hablamos, no de lo que en realidad decimos. Bajo esta premisa podemos afirmar que no siempre el rostro es el espejo del alma.

Dentro del estudio de imagen personal, hoy voy a desvelar algunos conceptos referidos a las facciones de la cara, de ahí cuando dicen que ..-La cara es el espejo del alma-.

Existen diferentes expresiones como: Sorpresa; asco; pena: terror; ira; desprecio y placer y por supuesto también hay otros siete tipos de sonrisas como son la: sincera; amortiguada; falsa; burlona; desdeñosa; temerosa y triste. (Intentaremos analizar la sonrisa de los veinticinco miembros que componen la Asamblea de Ceuta).

Hay otros gestos que nos delatan, como es encogerse de hombros. Esto es un gesto universal diciendo poco más o menos que no conoce, o no comprende, e incluso sumisión. El gesto de la mano en la cara con el dedo índice junto a la mejilla, mientras otro dedo tapa la boca y el pulgar soporta la barbilla (intente realizar esta imagen o situación), prueba que esta persona está sumida en pensamientos críticos sobre lo que está escuchando, y si a ellos unimos y observamos las piernas cruzadas con tensión, lo que estemos comunicando, no está siendo recepcionado.

En esta última campaña a las presidenciales de los EE. UU, se profundizó muy mucho este gesto a Hillary Clinton.

Después de estos comentarios sobre la imagen personal de cualquier individuo, todo ello queda reducido a los emoticones que tenemos en nuestro “celular”. Los mismos sirven para responder a conversaciones o situaciones que solemos mantener con nuestros contactos, y que, a su vez nos dicen o justificamos nuestra reacción hacia nuestro comunicante.

A partir de este artículo, cuando estéis en cualquier acto, reunión fijaros siempre en las reacciones y, buscar las expresiones que marcan y con ese fin, podréis opinar cual es la situación del tal. – 68 emoticones marcan a veces nuestra situación emocional-.

Reflexión: ¡! Qué lejos está el necio de entenderse ¡!; Qué cerca un majadero de enojarse ¡! ¡! Qué pesado es un torpe en atajarse ¡! ¡! Y qué liviano un simple de correrse ¡!.

El uno es imposible conocerse; el otro hay que querer desengañarse, y así no puede el necio adelgazarse, que todo es para más entorpecerse.

Al fin, se ha de tratar  con presupuesto, que son en defender su desatino más zafio y más tiesos que un villano. Más si el sabio de ellos es un cesto y no hay poder meterlos en camino, dejarlos por quien son, es lo más sano.

Hablemos de imagen
Comentarios