Crisis del coronavirus

El Passió per Formentera es el único barco que transporta mercancías desde este martes

El acuerdo de fletamento entre Baleària y Trasmediterránea deja un solo buque y a Ceuta aislada de sábado a domingo

Passió per Formentera (C.A./ARCHIVO)
photo_camera Passió per Formentera (C.A./ARCHIVO)
Con la medida surgen dudas sobre el cumplimiento del contrato de interés público que obliga al Passió a pernoctar siempre en Ceuta

Desde el pasado 14 de marzo en que se decretó el estado de alarma para la gestión de la crisis sanitaria ocasionada por el covid-19, las navieras Armas-Trasmediterránea y Baleària han dirigido principalmente sus servicios al transporte de mercancías en la ruta del Estrecho. Balearia funciona además como línea de interés público para pasajeros y carga.   

Sin embargo, a partir de este martes y –en principio- hasta el próximo 9 de mayo, únicamente el buque Passió per Formentera de Balearia es el que opera en la línea marítima entre Ceuta y Algeciras. El barco de Trasmediterránea ha sido apartado de la línea por el Grupo Armas debido al contrato de fletamento que han suscrito las dos navieras.   

Este acuerdo supone que Baleària cede a Trasmediterránea parte del uso de su buque, en este caso la bodega del Passió, para la carga de su mercancía a cambio de un precio acordado por ambas navieras. Así han encontrado una mayor rentabilidad al negocio.

Este nuevo escenario en la línea marítima del Estrecho acaba temporalmente con la competencia efectiva en el servicio que las dos compañías estaban realizando durante el estado de emergencia y abre la puerta a una posible variación al alza del precio del flete, muy temida por los transitarios de Península a Ceuta que ya vienen de sufrir otra crisis, la fronteriza. De momento, esta situación les deparará algunos desajustes sobre la mercancía por la reducción de horarios para su recepción y, como consecuencia, algunos gastos extraordinarios.

Esta novedosa situación también da pie al incumplimiento del Pliego de Prescripciones Técnicas Particulares por las que se rige el contrato de la línea de interés público, adjudicada a Balearia hasta el próximo mes de junio.

El punto sexto del documento obliga a la compañía contratada a mantener un buque durante la noche en el puerto de Ceuta. Literalmente dice que <La compañía adjudicataria estará obligada a mantener el buque adscrito, con su tripulación disponible para navegar, atracado en el puerto de Ceuta durante la noche, desde la llegada de su último viaje desde Algeciras hasta su salida del siguiente día>.

Con los horarios que ahora se han fijado como consecuencia del acuerdo de fletamento, al menos la adjudicataria no cumple esa condición.

El buque de Balearia tiene programada su última salida desde Ceuta el sábado a las seis y media de la tarde y la vuelta es el día siguiente a las once y media de la noche. De esta forma, la ciudad queda totalmente incomunicada durante más de treinta horas, puesto que el transporte aéreo se encuentra interrumpido desde la declaración del estado de alarma, exceptuando determinados servicios sanitarios.

    

 

Comentarios