Crisis del coronavirus

El BOCCE publica el decreto de la Consejería de Sanidad con las medidas extraordinarias adoptadas para frenar el virus

La Ciudad restringe aforos, limita reuniones a 6 personas y cierra tiendas a las diez de la noche

Viandantes en la calle Real (C.A./ARCHIVO)
photo_camera Viandantes en la calle Real (C.A./ARCHIVO)

El Boletín Oficial de la Ciudad (BOCCE) publica el decreto de la Consejería de Sanidad que establece las medidas extraordinarias que se adoptarán desde este lunes para frenar la propagación del coronavirus.

El decreto de la Consejería de Sanidad que contempla un paquete de medidas extraordinarias dirigidas a frenar la propagación del covid-19 ha sido publicado esta tarde en el Boletín Oficial de la Ciudad (BOCCE), tras más de una semana de espera. Las prevenciones contenidas en el decreto no introducen modificaciones sustantivas con respecto a medidas que ya estaban vigentes. De hecho, la mayor parte de las novedades que pueden encontrarse en su texto ya fueron reveladas por el consejero de Sanidad, Javier Guerrero a lo largo de la pasada semana.

La nueva normativa prohíbe reuniones de más de 6 personas, establece limitaciones en los establecimientos de restauración y hostelería, adopta disposiciones para garantizar el cumplimiento del aislamiento domiciliario de carácter sanitario, obliga al cierre de bares y restaurantes a medianoche, restringe el aforo en templos religiosos, museos, salas de exposiciones y otros inmuebles y, con excepciones, decreta el cierre de las instalaciones deportivas.

La Sección Primera de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha ratificado las medidas incluidas en el decreto. Estas medidas entran en vigor en la jornada de hoy y se mantendrán hasta que la autoridad sanitaria lo decida.

 

Restauración y hostelería

La restauración y la hostelería vuelven a ser ámbitos de aplicación de las restricciones establecidas por las autoridades sanitarias. Así, las mesas en bares y restaurantes solo podrán estar ocupadas por 6 personas, garantizando una distancia de 1,5 entre las sillas de los diferentes grupos. Los aforos se limitarán al 30% en el exterior y al 50% en el interior y el consumo en barra queda prohibido. Los establecimientos deberán cerrar sus puertas a medianoche (estas limitaciones se aplicarán también a los locales de juego).

Las celebraciones sociales también se verán condicionadas por la pandemia. La participación en actos como ágapes o comidas no podrán superar las 25 personas si se celebran en un recinto cerrado,  o 35, en el caso de espacios al aire libre, con restricciones de aforo del 50% aplicables al local y al número de mesas en las terrazas.

Este tipo de actos requerirán una autorización expresa de las autoridades sanitarias cuando supongan la reunión de más de 10 personas.

Si la celebración implica la contratación de un servicio de catering, se exigirá a los camareros acreditar el resultado de una prueba PCR de detección del coronavirus.

 

Aislamiento domiciliario

Las medidas de aislamiento aplicadas a las personas que mantengan contactos estrecho con positivos por coronavirus o sean sospechosas de haber sido contagiadas serán de obligado cumplimiento.  La observancia de estas medidas será controlada por las fuerzas de seguridad. Quienes se resistan a cumplirlas podrán ser llevados ante el juez.

 Las autoridades sanitarias pondrán a disposición de las fuerzas de seguridad, de los servicios de inspección y del Instituto de Gestión Sanitaria (Ingesa) la localización de los aislados y la dirección de su centro de trabajo.

 

Ceremonias religiosas

Las ceremonias religiosas católicas de la comunión y la confirmación estarán limitadas a un máximo de 12 niños. Los asistentes no podrán superar el 60% del aforo del templo ni reunir a más de 75 personas. También se imponen limitaciones en las exequias fúnebres: los deudos que acompañen al cadáver no podrán ser más de 10 al aire libre.

Las iglesias, mezquitas, sinagogas y templos de otras confesiones deberán garantizar la distancia de seguridad entre asientos de 1,5 metros y limitar su aforo al 60%.

 

Establecimientos de venta al público

Las tiendas de venta al público no podrán ocupar más del 50% de su aforo y deberán cerrar a las diez de la noche, excepción hecha de servicios esenciales como establecimientos farmacéuticos, médicos, veterinarios, de combustible para automoción y otros.

También estarán prohibidas actividades en la vía pública como reparto de publicidad, cuestaciones o cualquier otra que implique un contacto físico entre personas.

La ocupación del aforo en los hipermercados, medias y grandes superficies, centros o parques comerciales no podrá superar el 50%. Las zonas recreativas tales como parques infantiles que se encuentren en estas instalaciones deberán permanecer cerradas

 

Otras actividades

La actividad de las academias, autoescuelas, centros de enseñanza no reglada y centros de formación estará autorizada siempre que no se supere el aforo del 40%. En las instalaciones deportivas, la limitación del aforo queda fijada en el 30% para el interior y el 40% al aire libre. Las competiciones se disputarán sin público.

Las zonas recreativas y deportivas de barrio permanecerán cerradas, excepto en los casos que detalla el decreto. Las pistas deportivas de Manzanera, Puerto, Polígono Virgen de África y Zurrón podrán permanecer abiertas para el deporte del fútbol sala siempre bajo la supervisión de personal responsable.

Los parques infantiles quedarán clausurados.  Tampoco podrá practicarse deporte en la explanada del parque Juan Carlos I, con excepciones.

Las visitas a los centros de personas con discapacidad y mayores y las salidas de los residentes quedan suspendidas.

Las playas se cerrarán para las actividades de ocio y esparcimiento, excepto la pesca y otras de carácter individual, entre las nueve y media de la noche y las siete de la mañana.

El decreto también contempla la limitación al 30% del aforo en bibliotecas y al 50% en museos, salas de exposiciones y espectáculos que se celebren en recintos cerrados.

Otras medidas ya aprobadas con anterioridad como la prohibición de botellones continúan vigentes.