Crisis del coronavirus

El ministro fue preguntado por la actitud de Marruecos que obliga a Ceuta y Melilla a "reorientar su economía"

Marlaska tira de diplomacia y califica de "absolutamente perfectas" la relaciones con Rabat

Marlaska promete una reconstrucción social y económica de las ciudades autónomas en base a un tratamiento "individualizado" como el resto de zonas y afirma que las fronteras se abrirán cuando razones de salud pública "lo permita"

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha manifestado con relación a Marruecos que "tenemos una relación permanente, leal, honesta entre el Reino de Marruecos y el Reino de España. Tenemos fronteras terrestres en Ceuta y Melilla y están cerradas como consecuencia del coronavirus y de la necesidad de adoptar las medidas de protección y garantizar la salud de nuestros respectivos ciudadanos".

Marlaska ha asegurado que se está trabajando conjuntamente y que las fronteras se abrirán cuando las razones de salud pública tanto de los ciudadanos marroquíes como españoles "lo permitan".

Sobre Ceuta y Melilla, ha señalado que son dos ciudades autónomas que por su ubicación geográfica "tienen una relevancia y una importancia para el Gobierno de España y, evidentemente, nuestra ocupación es permanente respecto a sus necesidades". Asimismo y refiriéndose a la política de reconstrucción económica y social, el ministro del Interior ha reconocido que Ceuta y Melilla "tienen su singularidad y van a ser objeto de un tratamiento individualizado como el resto de zonas de España, pero con su individualidad".

Marlaska ha insistido en que las relaciones con Marruecos son "absolutamente perfectas".

 

Comentarios