Deportes

TERCERA DIVISIóN

El Ceuta ficha al defensa belga Kevin Jordan Atheba y tiene a prueba al francés Sabry

1959597_w2 (Custom)
photo_camera El nuevo jugador del Ceuta ha sido internacional con la selección belga sub'19.

La AD Ceuta FC ha anunciado este jueves que ha fichado al futbolista belga de 21 años Kevin Jordan Atheba que procede del AEK Larnaca de Chipre. Atheba es un central que también puede jugar en el costado derecho de la defensa. Por otro lado, el interior derecho francés de 20 años Zanlungo Sabry se encuentra a prueba.

Jordan Atheba es un defensa polivalente formado en las categorías inferiores del Standard Liège belga, que puede jugar de marcador central y en el lateral derecho. Ha sido internacional desde la selección sub-16 belga hasta llegar a la sub-19, combinado con el que jugó la fase de clasificación del Campeonato de Europa 2013. 

La pasada temporada el club chipriota AEK Larnaca lo firmó y compartió vestuario con un puñado de jugadores españoles como Toño, Ander Murillo, Joan Tomás, Jorge Larena o David Catalá, dirigidos por el hispano-danés Cristiansen. Además del Standard Liège, el nuevo futbolista del Ceuta ha formado parte del RSC Anderlecht y el SC Ixelles. 

La AD Ceuita FC asegura en una nota de prensa que Atheba "es un futbolista muy fuerte defensivamente, con mucha velocidad y la anticipación es su mejor virtud a la hora de defender. Es un futbolistsa con un excelente manejo del balón y una gran visión de juego".

Internacional belga

El equpo ceutí asegura que "tiene en la faceta atacante otra de sus virtudes ya que es un jugador que sube la banda tanto derecha como izquierda y es disciplinado tácticamente. Posee una buena experiencia internacional con la selección belga, llegando a ser hasta capitán en el combinado sub-19"

Además, se encuentra a prueba el futbolista francés Zanlungo Sabry de 20 años. Centrocampista de banda derecha con buena proyección ofensiva que ya completa los entrenamientos con el primer equipo a la espera de causar buena sensación al entrenador Juan Ramón Martín.  

Comentarios