Economía/Empresa

Policías nacionales revelan su malestar por la presión del Ministerio de Hacienda

Funcionarios jubilados o en situación de prejubilación se dicen acosados por las multas millonarias que aseguran se les imponen

polinacion_Custom.JPGCoche patrulla de la Policía Nacional/A.S.Agentes del Cuerpo Nacional de Policía que han cumplido muchos años de servicio se sienten indignados por el acoso que están sufriendo desde Hacienda, según indican a caeutaactualidad.com. Se trata de una cuestión que les está suponiendo multas de hasta 6.000 euros por año, y que se basa en las valoraciones de su trabajo en la ciudad de Ceuta. Están sintiéndose vulnerados en sus derechos y, fundamentalmente, en el bolsillo. No saben qué hacer.

Son aproximadamente setenta y están muy enfadados, puesto que Hacienda les está imponiendo multas por su no presencia en Ceuta a lo largo de varios años. Sus compañeros están también muy pendientes de lo que ocurre. Según funcionarios consultados por este diario, los agentes deben justificar al menos 183 días de permanencia en Ceuta, hecho que estaría más que comprobado con los justificantes de la Jefatura Superior de Policía en cuanto a la prestación de servicios. Normalmente se prestan tres días de trabajo y se descansan otros tres. Más que de sobra para justificar 183 días al año.

Desplazamientos

Pues bien, la cuestión se centra en que Hacienda valora que los desplazamientos a la península suponen estar fuera de la ciudad. Algunos agentes han puesto de manifiesto que si Ceuta “no es España”. En efecto, si un agente está prestando servicios supóngase en Sevilla y se desplaza por motivos familiares o por ocio, simplemente, a Alcalá de los Gazules, póngase por ejemplo, no le contrarresta su permanencia en el puesto de destino.

En Ceuta, no. Los agentes se sienten acosados en el sentido de que si bien tienen un complemento de salario por el destino extrapeninsular, no tienen por qué pagar platos rotos.

La voz que corre entre los policías que prestan servicio en Ceuta es que, dadas las circunstancias, se van a marchar. No quieren estar prestando servicio en Ceuta si encima los van a multar o van a tener que justificar lo justificable para que además les sancionen. Esto podría traducirse en que a partir de enero, los agentes pedirán destinos externos a la ciudad con la merma de servicios de seguridad que prestan.

Comentarios