Economía/Empresa

Bulaix: "Los empresarios hemos de cambiar de mentalidad y mirar a la Península"

photo_camera Karim Bulaix

El presidente de la Cámara de Comercio de Ceuta, Karim Bulaix, reclama un cambio de modelo económico para superar la que considera como "la peor crisis económica de la época moderna".

Los tiempos más borrascosos llegaron a finales de 2019 con el anuncio de que, tras años de próspera actividad, el porteo irregular de mercancías a través de la frontera con Marruecos había acabado para siempre. Meses más tarde, la economía ceutí recibía un segundo golpe con las restricciones a las que las autoridades tuvieron que recurrir para frenar el avance de la pandemia del coronavirus. Finalmente, la crisis diplomática desatada entre Madrid y Rabat provocaba en mayo pasado la entrada masiva de miles de migrantes procedentes del país vecino. Las noticias hace tiempo que no son buenas.

“Estamos viviendo la peor crisis económica de la época moderna”. Quien así habla es el presidente de la Cámara de Comercio de Ceuta, Karim Bulaix, la que ha sido una de las voces más reconocibles del empresariado local durante estos dos últimos años de zozobras.

Este escenario será el objeto principal de las reflexiones de las personalidades de la política y la economía que se reunirán en Ceuta durante dos días en el marco del Foro Económico que organiza el diario “El Español”. “Es un escaparate promocional para la ciudad”, sostiene Bulaix, quien considera que Ceuta precisa de este tipo de eventos para restituir su maltrecha imagen en el exterior.

La cita servirá para fijar un diagnóstico de la situación de la economía local e idear un recetario de soluciones para sus males. La convicción compartida por todos los agentes económicos, sociales y políticos es que se precisa de un cambio de modelo. Algunas alternativas ya han comenzado a trabajarse; otras, han sido apenas esbozadas. El Gobierno de la Ciudad trabaja desde hace tiempo en la implantación de empresas de la industria del juego en Ceuta. Paralelamente, la Cámara de Comercio ha visto en la denominada economía azul -la explotación de las posibilidades que ofrece ser una ciudad litoral-  una vía para el crecimiento económico de la ciudad.

El cambio de modelo es, en todo caso, una obligación. “Los empresarios hemos estado viviendo de cara al país vecino, pero las circunstancias han demostrado que hemos de cambiar de mentalidad, que hemos de mirar a la Península y cerrar lazos con Andalucía –advierte Bulaix- Convertirnos en un destino turístico para la comunidad andaluza sería básico: hay masa crítica suficiente”.

La Cámara de Comercio trabaja en la actualidad en la elaboración de una auditoría que define las posibilidades de la economía ceutí para fomentar actividad empresarial y generar empleo.

Comentarios