Economía/Empresa

La necesidad de elaborar un plan estratégico para la ciudad vuelve al debate público

Una guía para el desarrollo que nadie impulsa

Viandantes en el Paseo del Revellín (C.A.)
photo_cameraViandantes en el Paseo del Revellín (C.A.)

La propuesta, mil veces reiterada, de elaborar un plan estratégico para propiciar el desarrollo económico de la ciudad ha vuelto a ser planteada públicamente, ahora por la UGT. Desde el fallido intento de 2012, no ha habido ni un solo avance. 

La del secretario general de la UGT, José Álvarez, ha sido la última voz en reclamar un plan para el desarrollo económico para Ceuta. El máximo dirigente del sindicato hacía ayer un llamamiento a partidos, empresarios y organizaciones sindicales para acordar un proyecto coherente orientado a favorecer el progreso de la ciudad.

Las palabras de Álvarez no hacen sino subrayar el fracaso que desde hace años rodea a toda propuesta relacionada con el impulso de un plan estratégico para la ciudad. La referencia continúa siendo la misma: la denominada Mesa por la Economía que hace siete años reunió a representantes de la Ciudad, grupos de la oposición municipal, empresarios y sindicatos. En aquel foro se comenzó a trabajar para el diseño del bautizado como “Plan estratégico para el desarrollo económico de Ceuta”. Aprobado en junio de 2012, de su puesta en práctica jamás se supo.

Desde entonces, las manifestaciones públicas en torno a la necesidad de un plan estratégico no han cesado. A finales del pasado año, la Confederación de Empresario de Ceuta (CECE) volvía a insistir en la necesidad de impulsar el plan. En febrero, y a rebufo de las inminentes campañas electorales que estaban por sucederse, el presidente de la Ciudad, Juan Vivas, volvía a reivindicarlo en un acto con el que el PP conmemoraba sus 18 años al frente del Gobierno local. Más recientemente, en julio pasado, el pleno de la Asamblea aprobaba una propuesta del PSOE para avanzar en el diseño de un plan de desarrollo económico.

Lo cierto es que la parálisis y la falta de ambición continúan rodeando cualquier debate sobre la redacción de un plan que sirva de guía de desarrollo futuro para la ciudad.

 

El diagnóstico

Pese a todos los fracasos, lo cierto es que el diagnóstico de las debilidades y fortalezas de la ciudad hace tiempo que fue elaborado. Ya lo hizo la extinta Mesa por la Economía sobre ejes sobradamente conocidos: el potencial de demanda que Marruecos supone para el comercio, los servicios y el turismo ceutíes, la ordenación de los Polígonos de El Tarajal para la “normalización” del llamado “comercio atípico”, la lucha contra el desempleo y la economía sumergida, el rediseño de los planes empleo, medidas para mejorar los servicios de comunicación con la Península o el avance en el Régimen Económico y Fiscal Especial de la Ciudad.

Comentarios