Educación

Presuntos abusos sexuales a menores del Ramón y Cajal

El MEFP dice que no había conductas reprobables ni sospechosas en el profesor del Ramón y Cajal

La delegada del Gobierno junto al director provincial de Educación durante la rueda de prensa ( C.A.)
photo_cameraLa delegada del Gobierno junto al director provincial de Educación durante la rueda de prensa ( C.A.)

El director provincial de Educación ha querido respetar la presunción de inocencia. La delegada del Gobierno ha transmitido un mensaje de confianza en los servicios públicos y de tranquilidad a la sociedad. 

La delegada del Gobierno, Salvadora Mateos, y el director provincial de Educación, Javier Martínez, han comparecido ante los medios de comunicación tras conocer el caso del profesor acusado de abusos sexuales a menores del Ramón y Cajal. 

Mateos ha querido lanzar un mensaje de confianza en los servicios públicos, que están aplicando los protocolos necesarios, y de tranquilidad a la sociedad en general y a la comunidad educativa en particular.

La delegada del Gobierno también se ha referido al colegio afectado y les ha transmitido confianza, apoyo y cariño. "Estamos con vosotros". 

Para Mateos, "estamos ante un caso que escandaliza a todos", pero es necesario colaborar con la investigación y proteger los derechos de los menores. 

Por su parte, Javier Martínez antes de nada ha querido respetar la presunción de inocencia del profesor implicado. A continuación ha explicado el protocolo y actuaciones que ha llevado a cabo el Ministerio en Ceuta. 

El director provincial del MEC ha asegurado que el docente entregó el 9 de septiembre su certificado en materia de delitos sexuales, documento obligatorio para trabajar en los centros educativos, y no existían antecedentes. Al profesor se le ha abierto un expediente informativo que se ha trasladado a la Subsecretaría del Estado y que va a ser la encargada de dictar una resolución: apartar temporalmente al profesor del servicio como medida cautelar. "Mañana mismo habrá otro maestro y el centro estará perfectamente atendido", ha manifestado Martínez.

El asunto está en manos de la justicia, cuando los tribunales se pronuncien se tomará una decisión definitiva: apartar o no al docente de su puesto de trabajo. 

El MEC asegura que el profesor lleva años trabajando en otros centros educativos y nunca han existido quejas, conductas reprobables ni sospechosas. En el Ramón y Cajal presta su servicio desde septiembre. "Solo nos han llegado opiniones positivas de esta persona asegurando que es un buen profesional, incluso el equipo directivo del Ramón y Cajal lo define como un buen maestro", ha puntualizado Martínez. 

Ayer, el profesor interino de Educación Física del CEIP Ramón y Cajal  ingresaba en prisión, imputado por la supuesta comisión de un delito sexual sobre alumnas de Educación Infantil. 

El hombre de 35 años fue detenido el viernes y ha pasado todo el fin de semana en los calabozos de la Policía Nacional 

Poco más ha trascendido acerca de este nuevo caso de presuntos abusos sexuales en un colegio público ceutí ya que el asunto se encuentra bajo secreto de sumario.   

Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad