Frontera

La prensa marroquí se hace eco de la dificultad económica que atraviesa Ceuta

Cuando la economía de Ceuta corre el riesgo de colapsar por la falta de turistas marroquíes

Frontera de Ceuta con Marruecos (C.A.)
photo_cameraFrontera de Ceuta con Marruecos (C.A.)
El medio asegura que la prolongación del cierre fronterizo hasta el 16 de septiembre "asestó un golpe a la moral de los operadores locales".

El periódico digital LesEco.ma ha publicado un artículo que titula "Por falta de turistas marroquíes, Ceuta se asfixia" y hace expresa alusión al cierre fronterizo.

El medio asegura que los comerciantes y operadores económicos de la ciudad esperan que pronto se vuelvan a abrir las fronteras a los turistas marroquíes. De lo contrario, "la economía de Ceuta corre el riesgo de colapsar".

Si bien los comerciantes y las autoridades de Ceuta esperaban una reapertura de las fronteras terrestres a principios de septiembre, la prolongación del cierre ha hecho añicos su sueño, según "especulaciones" en la prensa española.

El articulista se refiere a que hace unos días circulaban rumores en la prensa local en torno a una "probable reanudación de la actividad económica en Ceuta", pero que "la publicación en el BOE del renovado cierre de los pasos fronterizos con el reino, al menos hasta el 16 de septiembre, ha asestado un golpe a la moral de los operadores locales".

Reconoce que el cierre de las fronteras ha tenido un impacto considerable en la ciudad, en el sector servicios pero también en el resto de la economía. En particular, recoge impresiones de empresarios que aseguran que se han dañado las finanzas de las compañías navieras que suelen operar en la ruta entre Algeciras y Ceuta ante la ausencia de viajeros marroquíes". El sector de los servicios no debe quedarse atrás -añade-, "ya que los trabajadores marroquíes transfronterizos ya no pueden viajar diariamente a la ciudad", según subraya el periódico marroquí.

Mientras, los empresarios de Ceuta "luchan por ocultar su consternación". El medio insiste en que “la moral de los empresarios está en su punto más bajo. La actividad económica se está desacelerando, si no paralizada. Es la ausencia de turistas marroquíes lo que perjudica gravemente la actividad económica de la ciudad”.

LesEco.ma remarca que la ciudad no puede sobrevivir sin la llegada de los marroquíes, afirma que las impresiones de empresarios ceutíes van en el sentido de que "la ciudad tiene una población de 80.000 habitantes y la tienda de Zara en Ceuta es la de mayor facturación en comparación con el número de habitantes. Este es también el caso de la cadena de supermercados alemana Lidl. Estos resultados se consiguen gracias a los visitantes marroquíes”. 

Ahora los turistas nacionales comienzan a ocupar un lugar destacado en los planes económicos y comerciales de Ceuta. Es el contrapeso al comercio de contrabando con Marruecos que ya no existe y que tenía un importante impacto en las arcas de la Ciudad a través de la recaudación obtenida del IPSI, el impuesto local.

Con el cierre de almacenes dedicados al comercio de contrabando, la recaudación de este impuesto ha caído de manera drástica y se hace hincapié en que el turismo procedente de Marruecos es una actividad a la que hay que apoyar y que podría ofrecer soluciones a largo plazo a ambas regiones. 

El periódico se refiere a que los medios de comunicación siguen de cerca la situación epidemiológica en Marruecos, esperando que se estabilice. Sin embargo, según la prensa local, las relaciones entre Ceuta y el país vecino no están del todo en buen estado ya que existe una cierta "hostilidad verbal que surge de las declaraciones del jefe del Ejecutivo local, Juan Vivas", comenta el medio.

En el propio medio se puede leer que la política local se ha endurecido con la llegada de la extrema derecha a la Asamblea local pues "se habla de manera agresiva, lo que ha empañado la imagen de Ceuta en Marruecos. Está claro que ningún país agradecería tener como vecino a una extrema derecha que adopta un discurso insultante y degradante. Es hora de que las dos partes comprendan que Ceuta no puede avanzar sin Marruecos, y que el norte de Marruecos también necesita que Ceuta prospere", según impresiones que destaca el medio. 

Una conclusión es que ambos lados se han de ayudar mutuamente por el bien de todos porque la frontera con Marruecos le ha dado riqueza a Ceuta.

Mientras tanto, las autoridades locales siguen aumentando los llamamientos para el establecimiento de un modelo económico que rompa con esta dependencia de Marruecos, un deseo que es difícil de conseguir, al menos de momento, según los operadores de la ciudad. “A medio plazo, esto es imposible. Se necesitarían años, una visión clara y paciencia para llevar a cabo una nueva estrategia económica. Sin embargo, el turismo marroquí siempre tendrá un lugar importante en la economía de la ciudad ”, según recoge el medio tras sondear a los empresarios.