Miércoles. 13.12.2017 |
El Tiempo
Ceuta Actualidad

EN LA REVUELTA HUBO VARIOS HERIDOS

Las fuerzas marroquíes reprimieron con extrema violencia el avance de los subsaharianos

Los agentes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad marroquíes se emplearon con contundencia para repeler el intento de avalancha de unos doscientos migrantes que en la madrugada de este jueves intentaron acceder a Ceuta por el paso fronterizo de El Tarajal.

Las fuerzas marroquíes reprimieron con extrema violencia el avance de los subsaharianos

Los incidentes arrancaron pasada la media noche, cuando un grupo de unos quinientos migrantes, según fuentes policiales, se aproximaron a la carrera hasta la frontera de Marruecos en dirección a la de España. En un primer momento, los agentes antidisturbios del país vecino estuvieron observando la evolución del grupo, aunque cuando se aproximaron se dispusieron para repeler la avalancha.

Según algunos testigos presenciales de los hechos, algunos migrantes lanzaron piedras, acción que fue respondida con contundencia por los agentes del país vecino. Tras unos momentos de muchísima tensión, que fueron aprovechados por las autoridades españolas para cerrar el paso fronterizo, los policías marroquíes se hicieron con la situación y sofocaron lo que ya era una revuelta. Doscientos migrantes fueron detenidos, mientras que el resto del grupo emprendió veloz huida con la intención de acceder al territorio nacional por el paso de mercancías de El Tarajal II y el Biutz, objetivo que no lograron debido al despliegue de efectivos llevados a cabo por la Unidad de Intervención y Prevención de la Policía Nacional, en el paso fronterizo, y por el Grupo Rural de Seguridad, de la Guardia Civil, a través de todo el perímetro. Según las fuentes policiales, sobre las 02,35 horas los migrantes habían desaparecido de la zona próxima a la frontera y la valla del perímetro, refugiándose, al parecer, en los bosques de la zona de Beliones.

La frontera de El Tarajal permaneció cerrada por espacio de algo más de una hora, mientras que en el lado marroquí llegaban varias ambulancias para atender los heridos y varios autobuses. Los heridos fueron atendidos por los sanitarios y, según la información facilitada por los testigos presenciales, fueron trasladados hasta centro hospitalarios cercanos. El resto fueron detenidos y subido a los autobuses.

El dispositivo policial desplegado por la Policía Nacional permaneció en la frontera de El Tarajal hasta avanzada la madrugada. Estuvieron acompañados por agentes del Grupo Rural de Seguridad, que llegaron al lugar una vez que el paso fronterizo quedó abierto.

El resto de efectivos de la Benemérita quedaron desplegados por distintos puntos del perímetro fronterizo ante la posibilidad que los migrantes que habían logrado escapar pudieran intentar el salto de la valla por otras zonas.

Las fuerzas marroquíes reprimieron con extrema violencia el avance de los subsaharianos