La Ciudad

Están estudiando varias posibilidades jurídicas

El consejero de Cultura considera que C. Tangana "vive de provocar y le está funcionando"

La Ciudad intenta establecer si el rapero ha incumplido parcial o totalmente el contrato. En estos momento se están estudiando varias posibilidades jurídicas. 

Después de la polémica suscitada este fin de semana con el concierto de C. Tangana, la Ciudad está estudiando las posibilidades jurídicas para castigar en cierto modo lo que hizo el rapero en Ceuta durante su concierto.

El consejero de Educación y Cultura, Carlos Rontomé, tiene claro que C. Tangana incumplió el contrato existente. Lo que están intentando establecer es si ese incumplimiento ha sido total o parcial.

Rontomé ha explicado que existen varias posibilidades: Ofrecer a la empresa que termine la actuación, "creo que esta opción no la van a tener en cuenta", o aplicar las consecuencias de que haya existido un incumplimiento parcial del contrato.Si finalmente se determina que el incumplimiento ha sido parcial la Ciudad está obligada a detraer 8.300 euros de la cantidad final fijada. "Tenemos esa baza ahí, prácticamente la tenemos asegurada. No estamos buscando perjudicar a la empresa adjudicataria pero sí creemos que ha habido una lesión de los intereses de los ciudadanos"

El consejero es de la opinión que determinar que ha sido incumplimiento total es difícil de establecer de forma clara, pero tendría consecuencias muy graves para la empresa.

Rontomé cree que este rapero "vive de provocar y le está funcionando ya que el caché sube cada año". 

Hasta el momento, el Gobierno ha recabado información de lo sucedido y ha iniciado un expediente informativo. Por su parte, tal y como asegura el consejero, la empresa está muy preocupada por lo sucedido. 

C. Tangana ofreció un concierto el pasado viernes en las Murallas Reales. Una actuación que duró 55 minutos y por la que se fijó un presupuesto de 88.000 euros. La Ciudad aún no le ha pagado. 

Comentarios