La Ciudad

MEMORIA DE ACTIVIDADES Y FUNCIONAMIENTO 2017

El TSJA reclama "mayor premura" en las obras del Banco de España

Edificio del Banco de España (C.A.)
photo_cameraEdificio del Banco de España (C.A.)

La memoria del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) correspondiente al pasado ejercicio también incide en los problemas informáticos que padecen las dependencias judiciales en la ciudad. 

La memoria del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) correspondiente a 2017 censura al Ministerio de Justicia por no actuar “con mayor premura” en la habilitación del viejo edificio del Banco de España para su uso como sede de oficinas judiciales. La crítica a la carencia de infraestructuras al servicio de la justicia en Ceuta no es, sin embargo, un reproche nuevo, ya que el TSJA ha incidido en esta insuficiencia durante los últimos años.

Este año, sin embargo, el Tribunal subraya que la fecha de 2018 fijada por el Ministerio para la conclusión de la obra de adaptación no supondrá la entrada en funcionamiento de las nuevas dependencias de manera inmediata. “Debería haber empezado a funcionar como sede judicial el pasado mes de noviembre de 2017, pero se fija ahora la conclusión de las obras para el segundo trimestre de 2018, si bien se trataría de la primera fase de rehabilitación, ya que queda una segunda fase, de igual o mayor calado”, incide el TSJA en su memoria.

Un año más, el TSJA insiste en la escasa carga de trabajo que existe en Ceuta para optimizar un Juzgado de Vigilancia Penitenciaria con carácter único y especializado servido por un magistrado en régimen de exclusividad. La memoria sugiere, como ya hiciera en 2015 y 2016, la conveniencia de que otro magistrado comparta y asuma las funciones de Vigilancia Penitenciaria. Ello permitiría, tal y como sucede en Melilla, la transformación de este órgano judicial en otro de jurisdicción mixta.

La memoria cita también expresamente a Ceuta y Melilla cuando alude a las “numerosas incidencias y deficiencias informáticas” que sufren sus órganos judiciales. El TSJA denuncia que esta situación genera retrasos en los procedimientos y ralentiza el trabajo jurisdiccional. La memoria detalla una relación de estas deficiencias: “Hay problemas con el visor, con la confección del expediente digital (el ‘árbol’ del expediente) y el fechado de acontecimientos, con la descripción de acontecimientos, con las causas declaradas secretas, con documentos adjuntos a expedientes o atestados, con la solución de las incidencias informáticas, etc”.

Comentarios