La Ciudad

No se ha observado la vigilancia adecuada en las playas

El riesgo que corren los bañistas cuando nadie controla las motos de agua

Todavía no están balizadas las playas, pero ello no exime del cumplimiento de las normas que prohiben la navegación a 200 metros del litoral.

Las motos de agua tiene expresamente prohibida la navegación por el interior de las zonas de baño, pero algunos pilotos no lo han tenido en cuenta este fin de semana. 

La no existencia de la línea de balizas no les exime del cumplimiento de las normas, de conocerlas y respetarlas.  

Como todavía no se han balizado las playas, los conductores de motos acuáticas tienen que saber que no pueden navegar en una franja de 200 metros desde el litoral y que si quisieran vararlas en la playa, sería a una velocidad mínima y en perpendicular a la costa. 

Pues nada de eso se ha cumplido al menos este domingo en la playa de la barriada Benítez donde numerosos bañistas han disfrutado del mar y muy próximos a ellos navegaban estas embarcaciones con el peligro de ser golpeados o arrollados. Además, como recogen las imágenes, muchos eran niños de corta edad.

Un bañista ha llegado a comentar que si así no pasa nada "es porque Dios no quiere". Las autoridades tendrían que estar alerta por este tipo de conductas antes de que sea demasiado tarde y se informe de un accidente por este motivo en las playas, un lugar que debe ser tranquilo y de disfrute y que por ahora no ofrece la seguridad deseada.

Comentarios