La Ciudad

Los delirios de un alto cargo del Gobierno en las redes sociales

Chandiramani relaciona convivencia, whatsapp racistas y los que votan con etarras

La consejera Kissy Chandiramani (C.A./ARCHIVO)
photo_cameraLa consejera Kissy Chandiramani (C.A./ARCHIVO)
"Esos whatsapps están en el juzgado, esperemos...si son ciertos tendrán que responder. Otros votan con etarras...", asegura en su cuenta de Facebook la político del PP.

La consejera de Economía, Hacienda y Función Pública es proclive a sacudirse sus delirios en las redes sociales. Este viernes publicaba "los ceutíes sabemos convivir, lo hemos demostrado a lo largo de los siglos, lo llevamos en el ADN y nada me gusta más de mi Ceuta, algunos y algunas por unos cuantos votos quieren rompernos. Los ceutíes no lo permitiremos".

Kissy Chandiramani le da al teclado para hablar de convivencia y liarla. Y sólo unas horas después de que el portavoz del Gobierno ya no dé opción a la celebración de la Pascua del Sacrificio en Ceuta. Un asunto que ha sentado mal en nuestra ciudad porque en Melilla la fiesta no se ha suspendido.

El momento sublime de la conversación en redes sociales se produce cuando a Chandiramani se le critica su alianza con Vox y el daño que ha hecho a la convivencia una serie de whatsapps que salieron hace unos meses a la luz.

Contesta Chandiramani que "esos whatsapps están en el juzgado, esperemos...si son ciertos tendrán que responder. Otros votan con etarras...".  Es entonces cuando el exdiputado Aróstegui le responde "no entiendo muy bien la relación entre la convivencia en Ceuta y los etarras" y Chandiramani vuelve a escribir "seguro que sí, es bastante básico". ffd679b1-5b08-4b18-911b-3040a979683d

La miembro del Gobierno de Ceuta debería explicar con claridad qué quiere decir con estas manifestaciones impropias de una gobernante, más cuando momentos antes presume de que en Ceuta se convive con total normalidad.

De los whatsapps racistas atribuídos a sus socios políticos dice que lo deja en manos de la justicia, esa en la que no debe creer mucho la consejera licenciada en Derecho ya que su Gobierno se pasa la vida recurriendo.

 

 

Comentarios