La Ciudad

Vivas interviene en Espejo Público para hablar de Marruecos

Vivas, en Antena 3: "Buenas relaciones, sí; pero respeto también entre ambos países"

descarga
photo_camera Vivas, en Espejo Público esta mañana por vía telemática (REDACCIÓN)
"El Gobierno de la Nación no ha dado la callada por respuesta y eso me parece positivo, ha dejado claro que no se puede poner en cuestión nuestra integridad territorial y soberanía nacional, ha dicho el presidente. 

El presidente de la Ciudad, Juan Vivas, da por buena la respuesta del Gobierno de la Nación frente a las declaraciones del primer ministro marroquí que avivado la polémica, que en realidad "no tiene fundamento", sobre la soberanía de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. 

"Quiero decirles que con la misma rotundidad que defendemos la españolidad de nuestras dos ciudades, también queremos poner de manifiesto que nosotros deseamos unas buenas relaciones con el país vecino. Creo que eso es bueno para España, es bueno para Europa y para Ceuta y Melilla. Unas relaciones que tienen que estar basadas en la sinceridad, en la colaboración, en la normalización, en la estabilidad y en el respeto. Esto significa respetar la soberanía y la integridad territorial de cada país. Por tanto, buenas relaciones sí, pero respeto también entre ambos países", ha subrayado Vivas en su intervención en Antena 3.  

El presidente ha aprovechado la ocasión para recalcar que tanto en Ceuta como en Melilla "se prestan importantes servicios a España, y que las dos ciudades tienen problemas como cualquier otro territorio español, pero que en sí no son un problema". 

Juan Vivas ha recordado en el programa Espejo Público que cada cierto tiempo Marruecos sale con esta cantinela, pero a la vez "digo que estas afirmaciones no tienen ningún fundamento y merecen el más absoluto rechazo; somos España porque lo dice la historia, el derecho y la voluntad y el corazón de los ceutíes, que no reconocen a otra patria que no sea España". 

Finalmente ha destacado que el Gobierno de la Nación no ha dado la callada por respuesta y eso me parece positivo. "El Gobierno ha contestado con claridad y ha hecho lo que procede. Ha dejado claro de forma explicita que no se puede poner en cuestión nuestra integridad territorial y soberanía nacional", ha concluido.  

Comentarios