Laboral

Denuncia que la "realidad LGTBI no ha entrado en las empresas"

La UGT de Ceuta presenta RUGE, un espacio sindical para los jóvenes

Imagen de la rueda de prensa de presentación RUGE (C.A.)
photo_cameraImagen de la rueda de prensa de presentación RUGE (C.A.)

La UGT de Ceuta ha presentado esta miécoles RUGE, una nueva sección sindical que, aunque lleva un año de andadura, ahora comienza a rodar en la ciudad.

Eduardo Magaldi, responsable de confederal de Juventud del sindicato, junto a Hamza Harrous, han sido los encargados de llevar a cabo la presentación en presencia del secretario general de UGT Ceuta, Juan Carlos Pérez, que ha destacado que el cierre de los actos que se vienen celebrando con motivo del 130 aniversario no podía estar más que dedicado a los jóvenes, “ya que es el futuro de la ciudad y el de este país”.

Magaldi ha destacado que el sindicato ha querido que sean los “propios jóvenes los que hiciéramos nuestras políticas y reivindicaciones”. Así, Magaldi se ha referido a toda la campaña que ya se está desarrollando con las personas becarias, “intentando concienciar a la sociedad”· de la situación de los jóvenes. “Nos hemos encontrado con un absoluto sistema de fraude en el sistema de becas”, ha dicho. En este sentido, RUGE ha denunciado hasta el momento a 16 empresas a nivel estatal. RUGE también ha preparado una guía de los derechos de los becarios.

Hamza Harrous, responsable de RUGE Ceuta, ha explicado que los objetivos de esta asociación sindico juvenil son conocer la situación de la juventud ceutí y defender sus derechos.

 

LGTBI

Toño Abad, responsable confederal del área LGTBI de UGT a nivel nacional, ha manifestado que “la realidad de las personas LGTBI no ha entrado en las empresas”. Ha reconocido que se han conseguido avances legales, aunque la “realidad de las personas LGTBI no ha alcanzado el mundo del trabajo”.

Son muchas las personas LGTBI las ocultan su condición en el ámbito laboral “por miedo a las represalias y ello supone la renuncia a derechos…”. En el último estudio realizado, según ha precisado, “dos de cada tres personas LGTBI en al ámbito laboral no reconocen abiertamente su orientación sexual”, algo que no sucede con las personas heterosexuales, ha dicho.

UGT tiene la obligación de estar denunciando las discriminaciones para poder dar solución a estas situaciones, explica Abad, que ha añadido que este año “UGT ha apostado por crear un área confederal que se dedique a denunciar estas situaciones”.

 

Comentarios