Otras noticias

INCERTIDUMBRE Y DESCONTENTO

Los guardias civiles destinados en Cataluña, molestos por su situación

Efectivos de la Guardia Civil impidiendo la votación del pasado 1-O (ARCHIVO)
photo_cameraEfectivos de la Guardia Civil impidiendo la votación del pasado 1-O (ARCHIVO)

Las asociaciones profesionales representativas en el Consejo de la Guardia Civil denuncian la situación de descontento y incertidumbre que viven los agentes comisionados en Cataluña. 

Estrella Digital

Más de un mes destinados en tierras catalanas, pernoctando en camarotes poco acondicionados y con turnos interminables que impiden el descanso de los agentes. Esta es la situación de los guardias civiles comisionados para la celebración del referéndum ilegal del pasado 1 de octubre. Aunque lo peor es que por el momento y ante la incertidumbre que se vive en Cataluña no hay fecha de regreso. Por este motivo, las asociaciones profesionales representativas en el Consejo de la Guardia Civil AUGC, AEGC, ASESGC, UnionGC, APC, UO, IGC y APROGC han solicitadp de forma urgente una reunión con el director general del Instituto Armado. El objetivo del encuentro es poner de manifiesto de forma conjunta y de manera unánime la situación de descontento e incertidumbre de los guardias civiles comisionados y destinados en Cataluña.

Las quejas de las asociaciones tienen relación con la duración del servicio, las condiciones de los alojamientos habilitados por los agentes, la suspensión de vacaciones y permisos que les impide descansar y por el retraso en las compensaciones pactadas. "La comisión de servicio dura más de un mes y no han rebajado las exigencias de disponibilidad. A ello se une la incertidumbre de su duración, que ya está muy por encima de lo inicialmente estimada", afirman en un comunicado firmado por todas las asociaciones. 

Los camarotes y la comida es otra de las quejas que han alimentado el descontento de los guardias civiles. "Las condiciones de vida en los alojamientos facilitados por la Secretaria de Estado de Seguridad que no cumplen los estándares mínimos de salud e higiene en el trabajo ni las condiciones de habitabilidad", explican desde las asociaciones. Además, también solicitan una mejora en la previsión de los relevos del personal comisionado. "Estas circunstancias generan desasosiego, desmotivación y sentimiento de engaño y se deben tomar medidas para paliarlas de forma urgente", deslizan en el escrito. 

De todos modos, las condiciones salariales y laborales no es el único problema surgido del personal desplazado en Cataluña. La información, o más bien, la desinformación del Ministerio del Interior: "La vía de interlocución abierta en la Secretaria de Estado de Seguridad no está sirviendo para llegar a resolver y ni siquiera plantear este tipo de cuestiones. Además, se está incumpliendo el compromiso de información que el ministro del Interior adquirió con las asociaciones profesionales y sindicatos de Policía sobre las cuestiones que afecten al personal comisionado y destinado en Cataluña", explican. 

Además de solicitar una reunión con el director del Instituto Armado, las asociaciones anuncian una concentración en los exteriores de la Dirección General para el próximo 17 de noviembre "en solidaridad con los guardias civiles destinados y comisionados en Cataluña". 

Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad