Lunes. 16.07.2018 |
El Tiempo
Ceuta Actualidad

EN UNA PROPUESTA ELEVADA AL PLENO

Caballas pide la habilitación de un centro de primera acogida para los Menas no tutelados por la Ciudad

Mohamed Alí y Juan Luis Aróstegui, diputados de Caballas (C.A./ARCHIVO)
Mohamed Alí y Juan Luis Aróstegui, diputados de Caballas (C.A./ARCHIVO)

Caballas ha presentado una propuesta al Pleno en la que solicita al Gobierno la aplicación de un Plan Urgente de Atención Integral al colectivo de Menores Extranjeros No Acompañados (Menas) que no se encuentra actualmente tutelados por la Ciudad.

Caballas pide la habilitación de un centro de primera acogida para los Menas no tutelados por la Ciudad

Los localistas exigen que el Plan contemple medidas como la habilitación de un centro de primera acogida, unidades móviles de atención directa a los menores en la calle, e Implementación de programas de atención y tratamientos psicológicos.

En sus fundamentos, los diputados de Caballas argumentan que la política del Gobierno de la Ciudad en materia de menores es manifiestamente mejorable. La escasez y obsolescencia de las instalaciones, así como la insuficiencia y perpetua precariedad de la plantilla (más del setenta por ciento es interina), evidencian un culpable desinterés del Ejecutivo en prestar a los menores afectados unos servicios modernos y de calidad en consonancia con la Ciudad que “decimos y queremos ser”.

Para la formación resulta especialmente reprobable el tratamiento que se dispensa al colectivo de Menas, el más numeroso de cuantos atiende la Ciudad. A pesar de las reiteradas críticas provenientes desde diversos estamentos, e incluso reconocidas y asumidas por el propio Gobierno, lo cierto es que poco o nada cambian las cosas. Las condiciones del albergue “reconvertido” son infames. El proyecto de construcción de un centro específico sigue irresponsablemente aparcado a la espera de “nadie sabe muy bien qué” -anunciaron en Pleno que se haría cargo de su construcción el Estado, pero en los Presupuestos Generales del Estado no hay ni rastro de tal iniciativa-. La insuficiencia de la plantilla y la pavorosa escasez de medios impiden el desarrollo de programas y actividades educativos, a pesar el ímprobo esfuerzo de un colectivo de profesionales al borde de la desesperación.

Pero hay algo aún peor, según explica Caballas en su propuesta. Un colectivo de menores que deambula por la Ciudad y a cuyos integrantes no se dispensa ninguna atención. Son menores que, o bien han pasado fugazmente por la Esperanza, o bien que pisaron aquellas instalaciones. Su única intención es “cruzar el Estrecho” a toda costa, incluso jugándose la vida para ello. La pasividad de la Ciudad ante este fenómeno, de dimensión creciente, es absolutamente inadmisible.

Lo que está sucediendo en la ciudad actualmente en relación con este problema es una vergüenza que no se puede permitir ni un segundo más, y es por ello que el Gobierno tiene que reaccionar de manera inmediata, con celeridad y determinación poniendo en marcha medidas y actuaciones que permitan reconducir esta lamentable situación.

Caballas pide la habilitación de un centro de primera acogida para los Menas no tutelados por la Ciudad