Política

sesión extraordinaria del pleno de la asamblea

Aróstegui (Caballas): “Los Presupuestos son papel mojado y a nadie le importa”

Aróstegui interviene ante el pleno (C.A.)
photo_cameraAróstegui interviene ante el pleno (C.A.)

El diputado de Caballas, Juan Luis Aróstegui, ha comenzado su intervención en el Pleno de los Presuspuestos criticando el reglamento en vigor, que limita el tiempo de intervención de los portavoces de los partidos políticos, mientras que la consejera y el presidente no tienen limitación de tiempo para intervenir.

Ha acusado al Gobierno de mentir, y “contamos cuatro milongas y nada más”. Aróstegui ha espetado que hace tiempo que se perdió el respeto por la verdad y, por ende, el Pleno ha perdido su identidad como foro parlamentario.

Ha insistido que el PP se agarró a la ley del embudo y eso es un problema para la ciudad, y están consolidando un modelo de convivencia y ciudad que es un polvorín”. “No tienen interés en resolver los problemas”.

El Presupuesto para Caballas es “papel mojado y a nadie le importa”, aunque Aróstegui ha pregunta a la consejera de Hacienda si conoce la cantidad de dinero “que tiran por la alcantarilla”. Ha criticado la política de subvenciones, afirmando que “hay muchas merecidas y justificadas, y otras auténticos fiascos”.

A juicio del representante de Caballas, hay cuatro problemas en la ciudad que condicionan toda la política. El de la vivienda, el índice de pobreza, el empleo y las inversiones.

Aróstegui ha ido desgranando las cuentas públicas para hacer ver las carencias de partidas existentes en las parcelas que su formación entiende que están los cuatro grandes problemas que existen en la ciudad. Han sido muchas las críticas a unos problemas que son de primera magnitud. Según ha dicho Aróstegui. El proyecto de cuentas públicas “es el epitafio del régimen de Vivas, aunque esperamos sean sus últimos Presupuestos”.

 

Chandiramani

La consejera de Hacienda, Kissy Chandiramani, ha respondido a las críticas realizadas por el representante de Caballas, al que le espetó “que seamos un Gobierno muerto es lo que usted quisiera. Tampoco estamos locos ni paranoicos”, pidiendo respeto a las reglas del juego.

Chandiramani ha insistido que “hacemos un trabajo de mejora la calidad de vida de los ceutíes”, argumentando que ya basta ya de meter baza con lo relativo a la existencia de dos Ceuta.

Ha aludido a la aprobación, por unanimidad, de la Mesa General de Negociación, “algo que logra cumplir con las expectativas”. “Las cantidades redondas es porque son unos Presupuestos, es una previsión”, ha dicho.

La consejera ha invitado a Caballas a presentar alegaciones en periodo que se abre ahora, “si es que hay tantos fiascos. También ha defendido la política de vivienda con una clara apuesta por la rehabilitación.

Chandiramani se ha mostrado orgullosa de que existan entidades privadas en el apartado de Asuntos Sociales, recordando que fue el Gobierno de Vivas el que instituyó el programa del IMIS. “De cada 100 euros, 38 personal, 20 inversiones y el resto para asuntos sociales”.

En su turno de réplica, Aróstegui ha criticado la rebaja en la partida de programa de alojamiento alternativo, poniendo como ejemplo del desequilibrio en las cuentas que dotan con una partida de 500.000 euros el IMIS, “y sin embargo destinan dos millones para la partida de publicidad institucional, algo que a su juicio “no se sostiene”.

Para concluir le dijo a la consejera que en Ceuta hay personas con 7.000 euros de sueldos que han recibido ayudas de libros.

 

Comentarios