Política

El secretario general de la formación de Abascal en Ceuta, Carlos Verdejo, ha rehusado hacer comentarios ante los periodistas

MDyC revela que Vox ha contratado a un abogado con pasado neonazi para el caso de los whatsapps racistas

José María Ruiz Puerta
photo_cameraJosé María Ruiz Puerta

José María Ruiz Puerta fue secretario de CEDADE, una organización nazi que sostenía que el Holocausto no era más que una "fábula".

MDyC ha revelado en un comunicado de prensa que los dirigentes de Vox han recurrido a los servicios del abogado José María Ruiz Puerta para su representación en el procedimiento abierto por los whatsapps racistas. Ruiz Puerta fue secretario de la organización neonazi Círculo Español de Amigos de Europa (CEDADE) y ejerció como abogado del pseudo sindicato ultraderechista Manos Limpias en la causa contra el exmagistrado de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón. CEDADE, disuelto en 1993, consideraba que el Holocausto nazi que acabó con la vida de seis millones de personas era una “fábula”.

El secretario general de Vox, Carlos Verdejo, ha rehusado hacer comentario alguno sobre la nota remitida por MDyC.

La difusión pública de los mensajes racistas contenidos en un grupo de Whatsapp privado atribuido a la dirección de Vox en Ceuta motivaron la denuncia de la Fiscalía por la presunta comisión de un delito de odio. El Juzgado de Instrucción número 5 archivaba la la denuncia al considerar que los mensajes no suponían una provocación a la comisión de actos delictivos, que se encuadraban en un contexto político y que fueron difundidos sin el consentimiento de sus autores. La propia Fiscalía y MDyC interponían ante la Audiencia Provincial un recurso que está pendiente de resolverse.

MDyC considera ahora que la decisión de Vox y sus dirigentes de personarse en la causa “demuestra” que la autoría de los mensajes corresponde a la formación de Sergio Redondo. “Induce a pensar que los mensajes atribuidos al grupo ‘Gestora Vox’ han debido ser vertidos por ellos, aunque hayan sido manipulados, poca manipulación puede hacerse del ‘Vamos a tragar moros por cojones’”, consideran los localistas en su comunicado.

Entre las expresiones cuyo contenido movió a la Fiscalía a presentar su denuncian figuraban: “Vamos a tragar moros por cojones”, “La Tercera Guerra Mundial tendrá que empezar algún día y será contra el islam”, “No es para nada extraño que al final haya que combatir militarmente” y otras denigratorias de los ritos de la religión musulmana y alusivas a la existencia de una presunta “islamización” de la ciudad.

Comentarios