Política

Por los nombramientos de los viceconsejeros, directores generales y personal eventual

UGT inicia una cruzada judicial contra el Gobierno de Juan Vivas

La UGT ha iniciado una “cruzada judicial” contra el Gobierno local por los nombramientos de los viceconsejeros, los directores generales y el personal eventual, según ha anunciado el representante de FSP-UGT, Antonio Ramírez, y el jefe de los servicios jurídicos del sindicato, Ramón LLadó.

Los nombramientos de los viceconsejeros y de los directores generales realizados por el Gobierno local serán impugnados en el Tribunal Contencioso Administrativo de Ceuta, mientras que los nombramientos del personal eventual lo serán por la vía penal al entender el sindicato que existe una prevaricación.

Ramírez ha dicho que el Gobierno local, tras conformarse, ha nombrado a 30 personas como personal eventual, a los que hay que sumar 16 más y 25 que faltan por nombrar, que son los que corresponden a los partidos políticos para su funcionamiento, lo que hacen según dijo, un total de 70 personas   

Acerca de los nombramientos para ocupar las viceconsejerías por personas no electas, en esta ocasión siete, no es asunto nuevo, ya que UGT hizo lo propio en la pasada legislatura, obteniendo una sentencia favorable de uno de los casos denunciados y que ahora mismo se encuentra recurrida en casación por parte de la Ciudad en el Tribunal Supremos.

Como ha reconocido el jefe de los servicios jurídicos de UGT, lo más probable es que el Contencioso archive en principio el caso debido a que está pendiente de pronunciamiento el recurso de casación por parte del Tribunal Supremo. Según ha precisado LLadó, el “Tribunal Supremo va a resolver sobre dos cuestiones. Una la legitimación de UGT y otra el fondo de la cuestión porque entiende que existe interés casacional para resolver sobre si un consejero o viceconsejero puede ser nombrado reuniendo la condición de no electo”.

En cuanto a los directores generales nombrados, UGT solo va recurrir a los que no son “funcionarios de la Ciudad”, ha dicho Ramírez. El sindicalista ha recordado que ya impugnaron los nombramientos de directores generales, aunque la justicia deslegitimó al sindicato, “aunque ahora el nombramiento ha sido diferente”.

Es por ello que UGT en esta ocasión va a recurrir la creación del puesto y las funciones. Ramón LLadó recordó que la “vez anterior impugnamos los nombramientos de distintos directores generales” al entender que no eran conforme a derecho, “ya que eran nombrados como personal eventual, como si fueran meros asesores, cuando entendíamos que dichos puestos tenían que estar reservados para funcionarios públicos” y adjudicados por los procedimientos de cobertura de concurso o libre designación “y no mediante un nombramiento libre, que es como se nombra a los consejeros…”.

En aquella ocasión los tribunales no dieron a UGT la legitimación activa, ya que entendieron que eran unos nombramientos políticos. Ahora la cuestión es distinta, ya que la Ciudad “nos ha abierta una puerta con un motivo para la impugnación”, ha explicado LLadó, que agrega que ha creado las direcciones generales y la atribución de funciones que tienen las mismas.

UGT va a impugnar la creación de las direcciones generales y las atribuciones encomendadas a las mismas al “entender que no son conforme a la Ley”, ha dicho el abogado del sindicato. Los nombramientos de los directores generales que serán impugnados son los de Javier Celaya, Javier Pérez Hita, Víctor Ríos, León Bendayán, Manuel Sánchez, Malika Alal, Juan José Contreras y Antonio Muñiz.

Ramírez ha criticado que se haya nombrado director general a una persona que ni tan siquiera sea empleado público o que también se haya producido el nombramiento de una persona que “como todo el mundo sabe fue condenada por prevaricación y por falsedad documental”. Estos nombramientos, ha agregado, “va a suponer un gasto de un millón de euros anuales” a las arcas de la Ciudad.

 

Vía penal

Por último, UGT utilizará la vía penal para denunciar el caso de los nombramientos de personal eventual. Al respecto, Antonio Ramírez ha explicado que tras deslegitimar los tribunales al sindicato para el asunto de estos nombramientos y al no poder recurrir a la vía contenciosa lo hará a la vía penal. En total se han nombrado 16 personas, ha dicho Ramírez, que entiende que “es una prevaricación de primero de carrera de Derecho”, ya que “en el texto del decreto de los nombramientos se dice que previamente al nombramiento de cualquier persona eventual” el mismo tiene que “ser aprobado por el Pleno”.

Resulta, ha proseguido el sindicalista, “el presidente nombra el mismo día 20 a 11 personas sin que se hubiera celebrado ningún pleno”, y después ha nombrado a varias personas más. Además de los nombramientos citados, Ramírez también ha desvelado que hay cuatro más firmados por Alberto Gaitán. Este asunto también será denunciado por vía penal.

 

Comentarios