Puerto

Tuvieron que pasar la noche en el aparcamiento de embarque

Baleària deja en tierra a seis vehículos y provoca la rebelión de sus ocupantes

Avemar Dos y Passió, ambos de Baleària, en el Puerto de Ceuta (C.A.)
photo_cameraAvemar Dos y Passió, ambos de Baleària, en el Puerto de Ceuta (C.A.)

La negativa de los responsables de la naviera Baleària a embarcar a seis vehículos, que ya habían superado el control de pasaportes de la Policía Nacional, en el Avemar Dos terminó en un grave tumulto en el tacón del embarque número 3 del Puerto de Ceuta en la madrugada del pasado miércoles. Como resultado, los viajeros tuvieron que esperar más de 5 horas en el aparcamiento de las instalaciones hasta poder embarcar.

Los hechos se produjeron sobre las 00,20 horas cuando dos colas de vehículos, una para embarcar en el buque de FRS y otra para hacerlo en el de Baleària, se encontraban en el aparcamiento del embarque para pasar el control de pasaportes y embarcar en ambas naves.

Las maniobras se llevaban a cabo con normalidad, aunque según ha podido conocer Ceuta Actualidad, el número de vehículos para embarcar en la naviera Baleària era superior al que lo iban a hacer en el de FRS. Al parecer, según la versión de las fuentes conocedoras de los hechos, los operarios de la naviera que explota la línea de interés público razonaron que al ser mayor el número de vehículos que tenían que embarcar tuviesen cierta preferencia para realizar las maniobras, hecho que no se produjo.

En un determinado momento y cuando aún restaban seis vehículos para embarcar, que ya habían superado el control de pasaportes y se encontraban en el tacón de embarque, los responsables de Baleària ordenaron levantar la pasarela de acceso al barco, alegando que tenían que dejar libre el atraque ya que venía el Passió per Formentera y tenía que atracar en el lugar que lo hacía en esos momentos el Avemar Dos. Según las fuentes, en la labores de embarque se hubieran tardado unos cinco minutos más, aunque la negativa se impuso y los vehículos con sus ocupantes se quedaron “tirados en tierra” y vieron como el barco se marchaba. La salida del Avemar Dos se produjo a las 00,40 horas y las fuentes han indicado que podría haber esperado a realizar el embarque, al igual que se ha hecho en otras muchas ocasiones.

Todo ello sucede en plena fase de retorno de la Operación Paso del Estrecho, en la que los horarios de salidas y llegadas son solamente previsibles.

La indignación fue total en los pasajeros que no pudieron embarcar produciéndose un tumulto monumental. Algunas personas, incluso, amenazaron a los efectivos de la Policía Portuaria, que se vieron obligados a intervenir, con arrojarse al mar con los vehículos.

Los miembros de la Policía Portuaria pidieron explicaciones de los hechos al responsable de la naviera, que, según el relato de las fuentes, espetó que no tenía por qué dar explicaciones sobre la forma de proceder.

Momentos de tensión

Se vivieron momentos de mucha tensión, y mientras los operarios de Baleària abandonaron la zona, los efectivos de la Policía Portuaria permanecieron en la zona para tranquilizar a las personas, lo que consiguieron. Una vez llegada la tranquilidad, los policías portuarios lograron que los seis vehículos y sus ocupantes regresaran hasta el aparcamiento de embarque, lugar en el que se vieron obligados a permanecer por espacio de más de cinco horas hasta que pudieron embarcar.

Responsables de la Operación Paso del Estrecho han pedido explicaciones al respecto, al igual que la Delegación del Gobierno, que ha pedido el informe de la incidencia que han confeccionado los agentes de la Policía Portuaria.

Comentarios