Remitidos

Al presidente Vivas, a propósito de Huerta Téllez

Los  episodios de corrupción  vividos en la  gestión  de las viviendas de protección oficial han costado  la imputación de miembros  del Gobierno ceutí, sumiéndolo  en  el escándalo  y provocando la indignación de nuestros ciudadanos.

logo pdsc iuDurante estos cuatro años de legislatura del gobierno del PP,  poco o nada se ha hecho por las políticas de vivienda, una  necesidad agónica para miles de familias ceutíes que en  situaciones de extrema precariedad malviven hacinadas fuera de la ley.  Hay familias sin recursos económicos que enfrentan     vetos  infranqueables para  acceder  a las ayudas  sociales  para un  alojamiento  alternativo.

Los  episodios de corrupción  vividos en la  gestión  de las viviendas de protección oficial han costado  la imputación de miembros  del Gobierno ceutí, sumiéndolo  en  el escándalo  y provocando la indignación de nuestros ciudadanos.

La empresa  municipal  de la vivienda  (Emvicesa) vive un  verdadero  caos  interno, con su credibilidad en tela de juicio. Miles de solicitudes de vivienda no tienen respuesta por  la ineficacia de esta empresa municipal, salpicada por  la corrupción, acentuada en el caso de las 317 viviendas de Loma Colmenar.     

Otro  escándalo, el de  la ocupación  ilegal  de   viviendas   de Huerta Téllez,   sembró  el  pánico  en la ciudad  por temor  a los “okupas”.

El  consejero  de Fomento, Néstor García, ha hecho gala  de una desidia,  ineficacia   e ineptitud  en la tarea de mediar ante la Saeb para conseguir desbloquear el problema  de familias ceutíes  que se han visto sin su vivienda  y  sin el dinero, ahorrado durante años y que acabó  invertido en una  promoción  fantasma.   

Una   desidia  la de un señor consejero que durante estos cuatro años ni ha atendido a los afectados  ni  se ha preocupado  de solucionar  como  servidor público  el bloqueo de las viviendas. Tenía los instrumentos necesarios para desbloquear la situación, pero tras cuatro años de legislatura a día de hoy   la promoción sigue cerrada, deteriorada y depreciándose, acentuando el fracaso de Vivas y de su gestión de la vivienda, que ha llevado a    cientos de familias a perder su dinero,  su ilusión.

Desde PDSC-IU denunciamos que el Gobierno de Vivas, un  Gobierno  cínico e hipócrita,  de la mano de su  consejero  de Fomento, Néstor García, ha abandonado a su suerte a cientos de familias que  invirtieron  en esta  promoción con  el beneplácito de Emvicesa,  perdiendo su dinero, su vivienda y su futuro en  una promoción fantasma  como la de Huerta Téllez. El responsable  no  ha estado  a la  altura  para   desbloquear  esta  problemática ante la Sareb.

Comentarios