Sanidad

Reducir las mastectomías que se realizan

El Hospital Universitario introduce una nueva técnica de cirugía oncoplástica en cáncer de mama

La Dra. Ana Sánchezel y Dr. José Manuel Fernández (CEDIDA)
photo_cameraLa Dra. Ana Sánchezel y Dr. José Manuel Fernández (CEDIDA)

Con esta técnica se pretende reducir de un 23% de las mastectomías que se realizan actualmente, a menos de un 15%. 

SEMILLALa nueva técnica oncoplástica recién implantada en el Hospital Universitario por la Unidad de Mama, como cualquier cirugía,  pilar fundamental en el tratamiento del cáncer de mama, viene a suplantar las tumorectomías o mastectomías, para colocarse en el medio e intentar disminuir el número de mastectomías. En estos momentos, el índice de mastectomías que se realizan por esta Unidad en el Hospital Universitario asciende al 23% y la idea es reducir esa cifra a menos del 15%.

Según el jefe de Sección de Cirugía Oral y Aparato Digestivo, el Dr. José Manuel Fernández, esta técnica no tiene finalidad estética, sigue siendo un tratamiento del cáncer de mama de la paciente portadora del mismo pero con la diferencia de que con ella se intenta preservar  la imagen corporal de la mujer sin necesidad de llegar a la mastectomía  y optimizando el volumen de la mama “porque esta cirugía conservadora necesita de radioterapia posterior y cuando se tiene una mama muy voluminosa el trabajo del radioterapeuta al administrar la radioterapia es muy complicado ya que se ve obligado a administrar una dosis muy alta de radioterapia y por tanto la posibilidad de complicaciones de quemaduras es más elevada también. Con esta nueva técnica oncoplástica en que se  reduce el volumen de la mama, la radioterapia también es más eficaz.

El HUCE ya ha llevado a cabo esta técnica con varias pacientes con distintos patrones. Se han realizado dos cirugías de este tipo circulares, dos laterales y una vertical, “ya que lo que determina el tipo de patrón que utilizamos en esta cirugía oncoplástica depende de la localización del tumor. También hay determinadas localizaciones donde puedes utilizar más de un patrón”, explica el Dr. Fernández.

Fernández añade que aunque no es un avance en el tratamiento del cáncer, esta técnica es importante por la alta preservación mamaria que trae de la mano, y lo que ha llevado a la Unidad de Mama del Hospital a plantearse a largo plazo una nueva idea ambiciosa consistente en  incorporar una técnica llamada estereotaxia  que consiste en la marcación de lesiones mamarias no palpables, ofertar la reconstrucción inmediata y la recolocación de expansores” con lo que el HUCE estaría a la altura de cualquier Unidad del Cáncer de Mama de la península.

Junto a Fernández, la Dra. Ana Sánchez, jefe de la Unidad de Mama, recuerdan que la tasa de recurrencia del cáncer de mama hoy por hoy es inferior al 8%, por lo que sólo ese índice necesita cirugía posterior.

Por otra parte, Sánchez recuerda que desde  2015, la Unidad que dirige está dentro de la Red de Ganglio Centinela, una técnica que hace prescindible la Medicina Nuclear, y evita la evacuación a la península. Dentro de esta técnica, desde este 2018 se ha incorporado la implantación de una semilla paramagnética que ponen los radiólogos en la zona del tumor para poder localizar los tumores que son más pequeños “permitiendo hacer las  tumorectomias con márgenes de seguridad oncológicos pero con una facilidad de localización mucho mayor y que además no radioactiva, no se moviliza y puede estar hasta un mes con ella implantada”. En este año de su puesta en marcha, el Huce ya ha llevado a cabo la implantación de dos semillas  con el que complementa al anterior método de localización de estos pequeños tumores con un arpón que también marca donde está la lesión que no se palpa.  

Comentarios