Sociedad

Un sexagenario pide ayuda para encontrar un techo donde vivir junto a su esposa y sus dos hijas de 9 y 11 años

La calle espera a Abdelmalik y su familia

Abdelmalik Hamman desahuciado
photo_cameraAbdelmalik Hamman desahuciado

Un ceutí de 61 años deberá abandonar el próximo martes junto a su esposa y sus dos hijas de 9 y 11 años la pensión en la que ha sido alojado temporalmente por la Ciudad tras ser desahuciado de su vivienda. Ahora, sin recursos, denuncia la precariedad de su situación. 

Abdelmalik Hamman Mohamed es un ceutí de 61 años que el próximo martes deberá abandonar junto a su familia la pensión que, con la ayuda de los servicios sociales de la Ciudad, ha ocupado durante apenas dos semanas. Ahora, finalizado el periodo para percibir las ayudas públicas que le han permitido vivir hasta este año bajo techo, se verá en la calle.

La familia de Abdelmalik está integrada por su esposa Nayat, una marroquí con residencia en Ceuta desde hace dos décadas, y sus pequeñas de 9 y 11 años. Durante casi cinco años, todos habían vivido en una vivienda de la calle Teniente Coronel Gautier. Hace dos meses fueron desahuciados y pasaron a beneficiarse del alojamiento temporal brindado por los servicios sociales.

La familia deberá ahora afrontar un futuro incierto. “No sé dónde vamos a ir con lo que ingresamos en casa –confiesa Abdelmalik- Solo pido un alquiler social”.

Abdelmalik tiene tras de sí un penoso pasado de drogadicciones, ya superadas, y un presente marcado por su delicada salud, estragada por un cáncer de pulmón del que fue recientemente operado. Actualmente, tiene reconocido un 80% de minusvalía.

Sus ingresos se reducen en la actualidad a los 260 euros que percibe por un subsidio.

Comentarios