Sociedad

85 ANIVERSARIO DE LA PROCLAMACIÓN DE LA II REPÚBLICA

En memoria de David Valverde (y del policía Prudencio)

Militantes de UGT y PSOE han rendido homenaje en el cementerio de Santa Catalina a la memoria de David Valverde, primer alcalde socialista de Ceuta, fusilado por las tropas sublevadas contra la República. En el acto también ha estado presente Alfonso González, hijo de Prudencio, policía local que ejerció como guardaespaldas de Sánchez Prados y que fue asesinado en 1938.

Alfonso González, de 86 años, se apoya en su muleta mientras una violinista interpreta “La Internacional”. El padre del anciano fue Prudencio González Martín, un policía local que ejerció como guardaespaldas del alcalde Sánchez Prados y que, como él, murió asesinado.

El hijo del policía ha sido uno de los asistentes al acto de homenaje a la figura de David Valverde, primer alcalde socialista de Ceuta, celebrado esta mañana en el cementerio de Santa Catalina. El acto, organizado por el sindicato UGT y el PSOE, ha contado con la presencia de los secretarios generales de ambas organizaciones, Juan Carlos Pérez y Manuel Hernández, respectivamente.

Valverde fue una figura de referencia entre los políticos republicanos ceutíes. El más longevo de todos ellos al frente de la alcaldía, cargo que mantuvo durante casi dos años. El primero de los alcaldes socialistas fue un hombre activo a quien se debe la construcción del mercado de La Almina o el campo de fútbol.

Activista principal de la huelga revolucionaria de 1934 en Ceuta, Valverde huye a Castillejos, donde será finalmente detenido y enviado a la prisión de El Hacho. Sorprendentemente, consigue salir absuelto del juicio al que es sometido por los militares franquistas. Pese a ello, y como represalia por un bombardeo de la aviación republicana sobre la ciudad, Valverde es arrancado de su encierro para ser fusilado junto a otras 36 personas.

Los concentrados han colocado flores en la fosa común del camposanto para, a continuación, depositar una corona en el nicho donde reposan los restos mortales del socialista asesinado.

El acto ha contado con la participación de los diputados a la Asamblea Mayda Daoud, Nuria Miaja, Mohamed Alí y Juan Luis Aróstegui.

 

Historia de Prudencio

La memoria de Alfonso González continúa dando testimonio de la barbarie que vivió Ceuta a manos de los militares sublevados. Prudencio, su padre policía local, intentó huir a Tánger a bordo de un barco de pesca que trasegaba con nieve hasta Ceuta.

Sus 86 años no le impiden recordar la escena del juicio que condenó a Prudenio a muerte, el llanto de su madre implorando piedad y la mirada del reo digirida a sus hijos, presentes en la sala. “Nos miró como diciendo: esto es lo que hay”, evoca.

Comentarios