Sociedad

El último adiós a un gran hombre, Carlos María Loshuertos

Sus nietos eran su debilidad
photo_cameraSus nietos eran su debilidad

Será enterrado esta tarde a las 18 horas en el cementerio de Santa Catalina.

Carlos María Loshuertos Lafuente fue un trabajador incansable y un marido ejemplar. El gran amor de su vida fue Rosa, "su rubia", a la que quería con locura. Por ella, por sus tres hijos Carlos, Sonia y Susana y por sus cinco nietos se desvivía. Trabajó en Tabacalera y en Transmediterránea. Su otra gran pasión era la cacería y fue un gran tirador de tiro al pichón. Tenía muchísimos amigos y era conocido por todo Ceuta por su amabilidad. Si algo destacan de él quienes le conocieron fue que siempre estaba riéndose y gastando bromas. Siempre dispuesto a ayudar a cualquiera que lo necesitara, y lo hacía sin dudarlo.

Un gran hombre que ahora descansa en paz y que será enterrado esta tarde a las 18 horas en el cementerio de Santa Catalina.

Comentarios