Sucesos/Tribunales

Hasta el momento se desconocen las causas

Los Bomberos sofocan un gran incendio en el Monte Hacho que amenazaba con alcanzar a la Ducar

Un gran incendio, que se declaró por causas que aún se desconocen, ha devorado en la tarde noche de este miércoles la zona de monte bajo, arboleda y matorral comprendida desde la Huerta Manolo Serrán, a las faldas del Hacho, hasta unos ciento cincuenta metros del perímetro de seguridad de las instalaciones de la petrolífera Ducar. El incendio ha sido controlado sobre las 21.00 horas, aunque los efectivos de Bomberos han quedado en el lugar refrescando la zona para evitar que las llamas se puedan reavivar  

El incendio se ha iniciado a las 17,30 horas y ha quedado controlado sobre las 20,45 horas, aunque en la zona han quedado efectivos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento realizando labores de refresco, ya que las llamas, durante toda la tarde, se han estado reavivando después de ser apagadas por el fuerte viento reinante, que en al principio del suceso era de vendaval y, posteriormente, de levante.

El punto de inicio fue junto a la muralla de la cara norte de la Fortaleza del Hacho. Los bomberos lograron sofocar este pequeño incendio. A reglón seguido, las llamas se reavivaron debido al fuerte viento y el incendio comenzó a extenderse, ladera abajo, por toda la zona.

La voracidad de las llamas provocó que desde el SEIS se llamase a todos los efectivos que estaban libre de servicio. En la zona se reunieron ocho camiones de bomberos, mientras agentes de la Guardia Civil y de la Policía Local cortaban el tráfico, desalojaban al público del Parque de San Amaro, al igual que a los vecinos de dos viviendas de la zona, que fueron evacuados.

Se han vivido momentos de mucha tensión, sobre todo cuando las llamas rodearon literalmente a los efectivos del SEIS, quedando atrapados varios de ellos.

El consejero de Gobernación, Jacob Hachuel, fue el primero en presentarse en el lugar, instalándose un improvisado puesto de mando en las antiguas instalaciones del Mesón Serafín.

Ante la magnitud, Hachuel informó al presidente y se iniciaron las gestiones para solicitar ayuda aérea. El delegado del Gobierno fue informado y el presidente de la Ciudad acudió al lugar sobre las seis de la tarde. Acto seguido comenzaron a llegar efectivos de Protección Civil, de la Cruz Roja y del Área de Emergencia de la Ciudad, así como responsables de la Comandancia General de Ceuta, coronel de la Guardia Civil, mandos y efectivos de la Policía Local.

Sobre las 19,30 horas, aproximadamente, aparecía un helicóptero del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA), que ha descargado en torno a 14.000 litros de agua, que había despegado desde su base en la finca de la Almoraima. Con una capacidad de 4.000 litros, la aeronave realizó cuatro pasadas, abandonando la zona sobre las 20.00 horas. Fue en ese momento cuando se consigue controlar el incendio, aunque el viento se erigió otra vez en protagonista y algunos focos se reavivaron.

Sobre las nueve de la noche, el presidente de la Ciudad, Juan Vivas hacía una primera valoración del siniestro acompañado del consejero de Gobernación. El mandatario destacó la magnitud del incendio y valoró el trabajo realizado, sobre todo, por los bomberos. También agradeció la colaboración prestada por la Guardia Civil, la empresa Ducar, que había activado su protocolo de seguridad ante el temor de que las llamas llegaran hasta los tanques de su factoría, en esos momentos, según dijo Vivas, con cargados de combustible. También tuvo palabras de agradecimiento para los miembros de la Cruz Roja, Protección Civil y para todos los que han ayudado a que el incendio no hubiese terminado en una tragedia de mayores consecuencias.

El presidente ha querido poner en valor la capacidad de coordinación entre los distintos organismos y servicios que han colaborado, especialmente la Delegación del Gobierno, que ha activado los medios de extinción aéreos, un helicóptero, procedente de Cádiz, y cuya contribución ha sido esencial para sofocar el fuego. El dispositivo ha sido “eficaz” y se ha conseguido evitar un riesgo “mucho calibre”. Por ello, Juan Vivas ha avanzado que el Gobierno va a explorar la posibilidad de que la Ciudad pueda contar, mediante concierto u otra fórmula, con un apoyo permanente en Ceuta de medios aéreos que puedan ser activados de manera inmediato cuando la situación así lo requiera.

A lo largo de la tarde han participado estrechamente: el Área de Coordinación de Emergencias de la Ciudad Autónoma (ARCE); Bomberos; Protección Civil y sus voluntarios; Policía Local; Cuerpo Nacional de Policía; Guardia Civil; Comandancia General; helicóptero del MAGRAMA; Parque Móvil; Cruz Roja; OBIMASA; Dúcar; TRACE y Autoridad Portuaria

Los Bomberos siguen refrescando la zona para evitar que el fuego se pueda reavivar.

Un testigo, que manifestó que avisó al 112 del incendio, dijo que el mismo se había iniciado junto a la pared de la Fortaleza del Hacho y que había visto a tres individuos salir corriendo del lugar.

Tanto el presidente de la Ciudad como el consejero de Gobernación no pudieron precisar la extensión de la zona que se ha quemado, datos que facilitarán cuando se termine de elaborar el correspondiente informe de los daños.

El número de litros de agua no pudo ser precisado por los bomberos, aunque hay que precisar que aparte de los camiones bombas utilizados por los efectivos del SEIS, hasta el lugar llegaron camiones cubas con aguas de la empresa Trace y de Obimasa.  

Comentarios