Sucesos/Tribunales

La familia de una de las víctimas mortales, indignada

“No he visto más que la cara de mi hermano. No he tenido valor para más”

lancha-destrozada
photo_camera Imagen del estado en que quedó la lancha en la que viajaban los cuatro fallecidos / CEDIDA

Son las palabras de dolor y rabia de Francis, hermano de uno de los cuatro fallecidos en la colisión entre una embarcación semirrígida y una patrullera de la Agencia Tributaria ocurrida el pasado jueves, tras una persecución, en aguas del litoral del Estepona.

Los fallecidos, aunque han existido muchas dudas al respecto, son finalmente dos vecinos de Algeciras, en concreto de la populosa barriada del Saladillo, uno de Sanlúcar y otro marroquí, aunque residía en Ceuta, como ha declarado a Ceuta Actualidad Francis.

El hermano del fallecido pide que se haga justicia y ha relatado todas las peripecias que ha sufrido su familia para poder certificar si su hermano, como temía, era uno de las cuatro personas que habían muerto en la colisión.

Así, Francis se dirigió el jueves, día en el que sucedió todo, hasta las instalaciones del Puerto de Algeciras después de tener conocimiento de que los cadáveres y la embarcación habían sido trasladados desde Estepona hasta la ciudad campogibraltareña.

“Nos enteramos de todos por los comentarios de la gente y mi hermano llevaba dos días desaparecido en alta mar”. Francis alega que poco a poco se fue confirmando que su allegado era uno de los que habían perdido la vida. “Bajé hasta el puerto, con un amigo, y llegué hasta casi al lado de donde estaban, aunque no nos dejaron ver los cuerpos”. “Dije que era mi hermano y que incluso le podía enseñar una foto, aunque no nos dejaron”.

Junto con sus familiares se dirigieron más tarde hasta el tanatorio para ver si le podían decir algo, aunque la fortuna no estuvo de su parte y tampoco fue posible verlo. La desesperación, la intranquilidad y el dolor se iban apoderando de los miembros de esta familia.

 

De nuevo al puerto

Francis volvió de nuevo al puerto y argumentó que quería ver el cuerpo de su familiar. Ya dije que “me daba igual como estuviera, que lo único que quería es identificarlo”.

Las familias de los cuatro fallecidos, según explica, han tenido que esperar hasta este sábado para ver los cuerpos. Francis explica que “hasta el día de hoy nadie se ha puesto en contacto con nosotros”. Pasada la una de la tarde, este joven algecireño ha podido acceder a una sala, antes del traslado de los cuerpos al tanatorio de Los Pinos, y “he sido el que ha entrado a ver el cadáver”.

Los cuatro cuerpos fueron depositados en el tanatorio de Los Pinos, aunque posteriormente quedaron solo los dos; “el de mi hermano y el de otro amigo también de aquí de Algeciras”.

Los restos del joven de Sanlúcar fueron entregados a la familia y trasladados hasta esa población, mientras que los del joven marroquí han sido conducidos hasta el tanatorio de Los Barrios. Su familia procederá el lunes a su traslado hasta el país vecino.

En este sentido señalar que las autoridades trasladaron los cuerpos hasta el Instituto Forense, donde se le han realizado las correspondientes autopsias a los cuatro cuerpos, cuyos resultados, según la familia, se conocerán el próximo lunes.

Embargado por el dolor por la tragedia y la pérdida de su familiar, Francis reconoce que “nada más que he visto la cara de mi hermano, porque no he tenido valor de ver más” “La cara está totalmente destrozada y no tiene pómulo”.

Francis añade que el golpe que recibe la embarcación en la que iba su hermano “cruza toda la embarcación por el medio”. Agrega que en las fotos se ve que “entra de proa y el potro no está”. El potro es la instalación en la que se sustentan los asientos, el volante y otros mecanismos de la lancha semirrígida.

 

Comentarios