Viral

Estos son los pequeños detalles que a diario hacen los profesores

Santiago Díaz, un estudiante de siete años de una escuela de Montevideo (Uruguay), sujetaba con fuerza el diente de leche que se le había caído minutos antes. Esa tarde, a la salida de la escuela, la directora Ana María Méndez notó que traía algo entre los dedos. El niño le dijo que iba a al lavabo a limpiar el diente y ella lo acompaño pero el diente se le cayó y se fue por la cañería. Para compensar la pérdida, Ana María escribió una carta dirigida al Ratón Pérez explicando que Santiago había perdido el diente.

Ha así es el certificado que fue publicado en Facebook y ya registra más de 30.000 compartidos en una semana y en Twitter lleva más de 5.600 retuits en menos de 24 horas:

Así es el texto de la carta firmada por la directora y con el sello oficial de la escuela:

"Se deja constancia que al alumno Santiago Díaz se le cayó un diente y cuando fue al baño a lavarlo se perdió en la cañería siendo la Directora Ana María Méndez testigo de la existencia del mismo.

Se expide el presente certificado a los efectos de dar el testimonio ante el Sr. Ratón Pérez ya que Santiago dejará esta nota como prueba debajo de su almohada esta noche".

La intención de la nota fue convencer al niño de que el Ratón Pérez lo visitaría esa noche a pesar de la pérdida del diente, así que, hicimos el certificado para que le diera cierta seguridad de que el ratón iba a llegar. Al día siguiente nos vino a contar feliz de la vida que la carta había funcionado.

Para los maestros el objetivo siempre es mantener la ilusión de sus estudiantes. 

Comentarios