Frontera

El Gobierno considera “muy seriamente” suprimir la excepción a Schengen y compromete un plan estratégico

Un momento de la reunión de los secretarios de Estado con el Gobierno de la Ciudad y la Delegación del Gobierno (CEDIDA)
photo_camera Un momento de la reunión de los secretarios de Estado con el Gobierno de la Ciudad y la Delegación del Gobierno (CEDIDA)

Los secretarios de Estado de Política Territorial y Función Pública y de Asuntos para Europa visitan Ceuta y esbozan los planes del Gobierno para la ciudad tras mantener una reunión con el presidente ceutí, Juan Vivas, y la delegada del Gobierno, Salvadora Mateos.

El Gobierno de España considera “muy seriamente” la supresión de la excepción al Tratado de Schengen que la Unión Europea suscribió en su día con Marruecos para el tráfico fronterizo, una cláusula que permite a los marroquíes de las provincias vecinas acceder a Ceuta y Melilla sin visado. El anuncio de la disposición del Gobierno a plantear la aplicación íntegra de Schengen en la zona ha sido formalizado este jueves en Ceuta por el secretario de Estado para Asuntos Europeos, Juan González Barba, quien ha visitado la ciudad acompañado de su homólogo de Política Territorial y Función Pública, Víctor Francos.

Los dos secretarios de Estado han trasladado a las autoridades locales el compromiso del Gobierno de atender las necesidades de la ciudad tras la crisis fronteriza desatada a mediados de mayo. Tras una reunión con el presidente de la Ciudad, Juan Vivas, y la delegada del Gobierno, Salvadora Mateos, González Barba y Francos han esbozado las políticas que el Gobierno de España planea desarrollar en Ceuta para facilitar la salida de la crisis y favorecer el fomento de la economía local.

Francos ha asegurado que el Ministerio de Política Territorial y Función Pública impulsará un plan estratégico para, en la línea de las reivindicaciones planteadas por el Gobierno municipal, coordinar las políticas sectoriales que en la ciudad desarrolla la Administración General del Estado. Además, ha defendido la necesidad de convertir a Ceuta en “actor principal” en la implementación que se haga de los fondos europeos que la Unión pondrá a disposición del Estado para paliar los efectos de la pandemia de coronavirus.

 

Tratado

“Es una decisión de enorme calado que requiere el máximo consenso en la ciudad y entre las fuerzas políticas nacionales”, ha defendido el secretario de Estado para Asuntos Europeos en referencia a la posibilidad de suprimir la excepción a Schengen.

González Barba ha evitado presentar esta medida como un gesto inamistoso hacia Marruecos y ha sostenido que las relaciones entre Rabat, Madrid y Bruselas deben ser “lo más estrechas posible”. “Si se da el paso, no significará que se renuncia a que la prosperidad de Ceuta alcance a su entorno inmediato”, ha subrayado el secretario de Estado, quien ha apostado por lo que ha llamado un espacio de “prosperidad compartida”.

El representante del Ministerio de Asuntos Exteriores ha avanzado que el modelo económico que se decida para Ceuta en el marco de los esfuerzos impulsados por el Gobierno español y por la Unión Europea tendrá consecuencias sobre el encaje de la ciudad en la Unión Aduanera y sobre la naturaleza de su régimen fiscal.

Por su parte, el presidente de la Ciudad ha agradecido el apoyo recibido por el Gobierno central, con el que ha comprometido toda su colaboración. “No estamos solos: contamos con el Gobierno, con el Estado y con la Unión Europea, tres factores muy potentes para tratar de salir adelante”, ha celebrado Vivas.  

Comentarios