La Ciudad

El alcalde linense ve en el proyecto de REE "perjuicios irreparables" para su municipio

Estrecho de Gibraltar (C.A./ARCHIVO)
photo_camera Estrecho de Gibraltar (C.A./ARCHIVO)

Juan Franco planteará a REE y al presidente Vivas varias alternativas a la construcción en su municipio de una subestación, necesaria para la interconexión eléctrica con la Península.

Ceuta y La Línea son municipios que comparten inquietudes de futuro comunes. Ambas ciudades arrastran el lastre de desempleo, con índices que superan sobradamente la media, soportan una desigualdad manifiesta y están siendo golpeadas por las actividades delictivas relacionadas con el narcotráfico y sus consecuencias económicas y sociales. Y, sin embargo, Ceuta y La Línea se han visto involuntariamente enfrentadas por la construcción de una infraestructura que proporcionará un enorme beneficio a este lado del Estrecho a costa de perjudicar los intereses linenses.

La conexión eléctrica entre la Península y Ceuta a través de un cable submarino promovida por Red Eléctrica Española (REE) está en el origen del conflicto. El proyecto, una vez ejecutado, otorgará a la ciudad una autonomía energética que acabará con los reiterados problemas de suministro que sufren desde hace años las barriadas ceutíes, particularmente las que se encuentran en la zona de la periferia.

Esta infraestructura exige, sin embargo, la construcción de una subestación eléctrica en la Península que irá ubicada en la zona de Los Portichuelos, en el municipio linense. El Ayuntamiento de La Línea advierte de que la elección de estos terrenos ocasionará “perjuicios irreparables” al desarrollo futuro de la localidad.

Y es que Los Portichuelos es el único espacio del que dispone La Línea para su desarrollo futuro. “Mi municipio tiene una extensión de 26 kilómetros cuadrados, y solo quedan libres 5 en la zona de Los Portichuelos –ha explicado hoy a la televisión pública RTVCE el alcalde de La Línea, Juan Franco- La subestación iría justo en medio de ese espacio, el único del que dispone el municipio para crecer”.

Franco tiene previsto reunirse en próximas fechas con la presidenta de REE, Beatriz Corredor, y con el presidente de la Ciudad, Juan Vivas. El alcalde linense plantea una serie de alternativas al emplazamiento de Los Portichuelos, en la confianza de que sus sugerencias sean aceptadas: el uso de terrenos propiedad de la Autoridad Portuaria Bahía de Algeciras, la ampliación de subestaciones ya existentes en el Campo de Gibraltar o el empleo de un suelo degradado medioambientalmente en Los Barrios.

“Esta ciudad tiene un 40% de paro, el nivel de renta más bajo en poblaciones de 50.000 habitantes de española, problemas con el narcotráfico, el contrabando de tabaco… ¿A qué acuerdo llegamos? No tenemos alternativa”, señala Franco a RTVCE.

Comentarios