Política

Guerrero pedirá medidas cautelares contra el director de 'La Esperanza'

El líder de Ceuta Avanza presenta una denuncia tras saber que va a publicarse un información en la que se le vuelve a implicar en un tema, supuestamente delictivo, relacionado con los menores del centro

Javier Guerrero ha salido a denunciar un nuevo ataque hacia su persona en relación “a los MENAS” que “verdaderamente no entiendo el por qué y qué se busca”.

El motivo de que Guerrero se personara en las puertas de la Comisaria de Colón es porque “se ha filtrado que mañana va a aparecer en un periódico, que coge dinero, que vuelven a la carga contra mí, en relación a los MENAS”. El médico señala que le “da igual que saquen fotos pero que saquen algo de pruebas, que saquen lo que tengan que sacar”.

Lo que supuestamente se va a sacar son supuestas pruebas de coacciones a los Menores Extranjeros No Acompañados, del centro de La Esperanza, para que acusaran a Guerrero, de hechos delictivos, a cambio “de salir a la península”.

Guerrero afirma que tiene testigos de lo que “se ha hecho con los menores y ha descubierto “como se ha tratado a los menores”, incidiendo en varias ocasiones que ha descubierto "muchas actitudes de las que no quieren que hable". Para sustentar su denuncia, aporta testimonios de trabajadores que han firmado que "esto es una absoluta corruptela".

Aunque Guerrero no ha dado los nombres contra los que se han vertido las denuncias, sí ha señalado a los responsables de La Esperanza, afirmando que su abogado pedirá medidas cautelares “contra varias personas” entre ellas, el director del centro.

El líder de Ceuta Avanza afirma que es no es la primera denuncia que se presenta “ya presenté dos más y las gané”, y ha asegura que presentará una nueva denuncia “ante un periódico de Madrid”

El líder de Ceuta Avanza asegura que es un acoso y derribo “contra mí” y vuelve a denunciar que “hay personas detrás” y confía que algún día “salga esto a la luz” y que “los culpables reciban su merecido”.

Él que fue consejero de Sanidad del gobierno de Vivas asegura que va a seguir adelante a pesar de todo lo que “le está costando”, asegurando que no tiene nada que ocultar y que no se avergüenza de nada porque tiene su “conciencia muy tranquila”.

Guerrero señala que “esto es un trabajo de desprestigio” y que “se miente mucho”, afirmando que la situación por la que atraviesa es “una política apoyada en los medios, que la Ciudad paga, evidentemente, muy bien”. Una mano negra que tiene nombre aunque Guerrero no ha querido darlos pero espera que "el pueblo responda como debe y lo haga en las urnas".

Lanzando una elucubración, Javier Guerrero cree que los motivos de esta “campaña” contra su persona podrían estar motivados por los resultados de la encuesta de GAD3 que “no les han gustado los resultados”, en lo que intuye que “quizás, el pueblo está a mi favor” sin saber que “porque me quieren destruir de esta manera, con tanta mentira” y qué rédito “se puede ganar con esto”.

Guerrero ha señalado que el INGESA no le ha abierto ningún expediente y que él fue quien decidió abandonar su trabajo en el centro, apuntando que  tiene pruebas de ello, mediante conversaciones, vía WhatsApp, con Antonia Paloma, directora del Área de Menores.

Respecto a informaciones publicadas que afirmaban que Guerrero había recibido a solas a un menor, el médico lo ha negado rotundamente, encarándose con el periodista que firmó la mencionada información, asegurando que le recibió "con la puerta abierta", con otros pacientes en la consulta y ante la presencia del enfermero de La Esperanza.

Comentarios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad