Sanidad

Ceuta y Melilla, en el Plan de Contingencia de la Rabia de España

Gaitán, junto a la directora general de Sanidad, Rebeca Benarroch, durante la reunión del CECOR (CEDIDA)
photo_camera Gaitán, junto a la directora general de Sanidad, Rebeca Benarroch, durante una reunión del CECOR (Archivo)

Las ciudades autónomas ayudarán a actualizar el Plan de Contingencia junto con el Ministerio de Sanidad y el de Agricultura

La directora general de Sanidad y Consumo, Rebeca Benarroch y la Consejería de Medio Ambiente, junto con el equipo de trabajo de Sanidad de Melilla, formado por la consejera de Salud Pública y Bienestar Animal, Paqui Maeso y director general de Salud Pública y Consumo, Juan Luis Cabanillas Moruno, se han incorporado a los trabajos que lleva a cabo el Ministerio de Sanidad y el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, para actualizar el Plan de Contingencia frente a la Rabia en España.

Las Consejerías de Sanidad de ambas ciudades como sendos ministerios tenían mucho interés en la incorporación de la Ciudad Autónoma de Ceuta, así como la de Melilla, por la experiencia que puede aportar al ser territorios fronterizos con un país en el que la rabia es endémica. Este nuevo Plan de Contingencia frente a la Rabia en España se está enfocando como un plan de prevención, de respuesta y de alerta frente a la rabia.

Hace menos de un mes se dejó sin efecto las medidas adoptadas el pasado octubre al haber transcurrido los 6 meses sin aparición de nuevo caso positivo de rabia en Ceuta.

En la primera toma de contacto con los de Ministerio de Sanidad y de Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, que se llevó a cabo a través de video conferencia, Rebeca Benarroch estuvo acompañada por una médico y una veterinaria, dado que es un tema de salud pública "que atañe tanto a humanos como a animales" ha señalado la directora general de Sanidad y Consumo

foco rabia
El ultimo foco de rabia en Ceuta se decretó el pasado mes de octubre.

Por un lado, se orienta a los animales, controlando la entrada de animales que puedan estar infectados, evitando la transmisión del virus de la rabia, estableciendo criterios diagnósticos y actuaciones en casos confirmados y en casos expuestos, valorando el estatus de exposición y el estado vacunal de cada animal de forma individualizada.

Por otro lado, también contempla la prevención de la rabia humana, incorporando los criterios de profilaxis pre y postexposición en personas expuestas atendiendo a las mejores evidencias científicas disponibles.

En la Consejería de Sanidad y Consumo trabajan de forma conjunta en un equipo multidisciplinario veterinarios, médicos, enfermeros y farmacéuticos aportando propuestas que puedan enriquecer el Plan de Contingencia frente a la Rabia en España.

Comentarios