Imprimir

Comunicado de los diputados no adscritos

Remitido por José María Rodríguez y María del Carmen Vázquez, diputados a la Asamblea | 28 de febrero de 2020

Rodríguez y Vázquez, tras formalizar en el Ayuntamiento su abandono del grupo parlamentario de Vox (C.A./ARCHIVO)
Rodríguez y Vázquez, tras formalizar en el Ayuntamiento su abandono del grupo parlamentario de Vox (C.A./ARCHIVO)

Mediante el presente escrito, y teniendo en cuenta que, en ejercicio del incumplimiento del propio reglamento de la asamblea en su artículo 53, de la propia Constitución en su artículo 23, y de todas las sentencias judiciales al respecto desde que la democracia es democracia, se nos ha negado sistemáticamente el uso de la palabra en el propio pleno, los diputados no adscritos queremos manifestarnos de forma libre en este comunicado, apelando al uso de la libertad de expresión, ya que en el propio pleno ya están floreciendo las previsibles prácticas fascistas que el propio presidente de la ciudad previó en su día y que le costaron un “cordón sanitario” a VOX. Cordón que ha mutado en un lazo de amistad al más puro estilo de “entrevista de Hendaya”.

Nos gustaría recordar al Sr. Vivas, adalid “antitransfuguismo”, que sería conveniente que él mismo aprendiera a diferenciar entre no adscritos y tránsfugas. Si no es apelando a su conocimiento teórico en la materia, al menos sí a su conocimiento práctico, toda vez que su fortaleza moral pareció no ser tan excelsa cuando le abrió los brazos no a dos, sino hasta cinco tránsfugas que lo auparon a la presidencia de la ciudad. Transfuguismo que además llenó las filas de miembros que han sido punta de lanza hasta el mismo día de hoy y han gozado del beneplácito y favor del Sr. Vivas hasta estas mismas últimas elecciones. Recordar también que la democracia moderna debe sustentarse en una serie de derechos, como el propio derecho que hoy mismo ha vulnerado el Sr. Presidente, y cuya vulneración, por el mero hecho de constituirse mediante una mayoría de votos, no hacen de la democracia ceutí sino un ejemplo empírico de la máxima de Benjamin Franklin de “la democracia son dos lobos y un cordero votando sobre qué van a cenar”. Si el señor Vivas considera que la pertenencia a un partido debe ser inalienable de principio a fin, y le parece una práctica necesariamente aislable, en su día tuvo la oportunidad de aislar a cinco. Más del doble de nosotros. Que, si quiere el Sr. Vivas buscar traiciones, puede hacer el ejercicio freudiano de mirarse al espejo cada mañana y preguntarse qué clase de traición pone a un número cinco de listas como presidente, con el apoyo de cinco tránsfugas. La excusa de “Ceuta lo necesitaba” es insuficiente. Y si fuera suficiente, Ceuta necesita más aun hoy día hacer acopio del mensaje que usted mismo dio meses ha, en pro de la convivencia. Marginar a VOX Ceuta.

No somos, pues, nosotros quienes hemos transfugado de una idea, ni los que hemos traicionado al votante. Las ideas de VOX nunca fueron inicialmente racistas, ni antimusulmanas, ni se sustentaban bajo las ideas del odio, la destrucción, y las purgas de sangre y limpiezas étnicas, y solo abandonamos la formación cuando entendimos que las ideas que el votante votó no eran sino una cortina de humo para un plan estilo “solución final” que nunca apoyamos abiertamente. Sabíamos que las prácticas pseudonazis que definen el comportamiento de quienes tienen secuestrado VOX Ceuta, derivarían en una persecución sin parangón hacia nuestras personas que entendimos como la parte dolorosa de una decisión incómoda que debíamos tomar por el propio bien de la ciudad. Lo fácil hubiera sido permanecer cuatro años levantando la mano en silencio. Prueba de este modus operandi basado en una persecución copy/paste del nazismo, es la propia petición de “fomentar su reprobación social”. A modo del hexagrama nazi con la inscripción “Jude” en el brazo, o el sambenito de la Inquisición. De aquí a poco que serán, ¿medias lunas en el brazo con la palabra “infiel”?

Nos parece lamentable el cariz que está tomando el rumbo de Ceuta. El Sr. Vivas lo previó magníficamente en un principio cuando dijo “VOX viene a romper la convivencia, y la convivencia está por encima de todo”. Lo cual es aún más grave pues nuestro presidente no está actuando por desconocimiento. Se está constituyendo un clima de guerra en la ciudad que está contando con la colaboración necesaria del señor presidente, y que solo tiene una dirección: La del enfrentamiento directo en las calles. Nosotros tuvimos el valor y el compromiso de afrontar el discurso del odio. Todo lo contrario que el comportamiento que está teniendo nuestro señor presidente, como colaborador directo, tendiéndole un puente al odio manifiesto que no sabemos que consecuencias puede tener, pero que se prevén muy graves. No nos importa ser un muro de contención y escudo receptor de los ataques de odio de VOX Ceuta bajo el aplauso y beneplácito del PP, pero instamos al señor Vivas a que retome su responsabilidad para con el pueblo de Ceuta y apueste por la convivencia, y no por la conveniencia, aunque solo sea para no abandonar la presidencia de la ciudad como “quien puso la primera piedra para la ruptura de la paz entre las cuatro culturas”.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección https://www.ceutaactualidad.com/articulo/remitidos/comunicado-diputados-adscritos/20200228070914099520.html


© 2020 Ceuta Actualidad