Educación

NOTA FINAL DEL CURSO: SUSPENSO

La Fampa pide el cese del director provincial de Educación por "inepto y prevaricador"

fampa1
photo_camera El presidente de la Fampa durante la rueda de prensa / ANTONIO SEMPERE

La Fampa ha realizado esta mañana su particular balance del curso escolar y ha suspendido a la Dirección Provincial para septiembre por haber dejado muchas asignaturas pendientes como las becas de libros de texto, la escolarización, los recortes en Bachillerato, las inversiones o la destitución de directores.

La federación de madres y padres ha pedido al delegado de Gobierno que cese de forma inmediata al actual director provincial de Educación, Cecilio Gómez, “porque peor no se puede hacer”, ha demandado el presidente de la Fampa, Mustafa Mohamed, quien no ha sido capaz de resaltar ningún aspecto positivo del curso que ha finalizado. Desde la Fampa tienen claro que el culpable de todo es la Dirección Provincial. “Han mostrado el mayor de los desprecios ante la comunidad educativa. Son la peor Administración y ya han tocado fondo”, declara Mohamed, quien ha dedicado una larga lista de adjetivos al Ministerio de Educación y a la Dirección Provincial como ineptos o incompetentes.

Desde la Fampa han analizado punto por punto las “barbaridades” del Gobierno central. En primer lugar, han denunciado la reducción en las becas para la adquisición de libros de texto. Al parecer hay familias que aún no han recibido la beca. “No es de recibo que cada año se cambien los libros. Las editoriales tiene chantajeado al ministerio y a las familias”, explica el presidente, quien ha resaltado que los comedores escolares se han podido poner en marcha “gracias al Gobierno autonómico que ha echado un capote al ministerio”.

La escolarización ha sido otro punto analizado y de nuevo, han cargado las tintas contra el director provincial, Cecilio Gómez, que “no ha hecho nada por defender la educación pública. Lo único que ha hecho ha sido crear guetos educativos y escolarizar a niños en la otra punta de la ciudad”, denuncia Mohamed. En cuanto a los recortes en Bachillerato, desde Fampa afean que se hagan las cosas deprisa y corriendo, “tanto que los alumnos del Almina que se va a convertir en un centro integral de FP no tienen nada de información y no saben dónde matricularse”.

 

Falta de inversiones

Esta es otra asignatura pendiente del ministerio desde hace muchos años. Mohamed ha criticado que en Melilla se vaya a construir un centro de Secundaria con una inversión de 14 millones de euros y una capacidad de mil alumnos mientras se pregunta qué ha hecho Cecilio Gómez por conseguir inversiones para la ciudad.

La Fampa no ha querido dejar pasar la oportunidad de criticar también la destitución de varios directores de instituto. “Ellos eligen a dedo a quienes quieren colocar, algo que roza la prevaricación, por qué dónde está el mérito y la capacidad de los nuevos directores. Está claro que aquí lo que vale es el enchufe”.

Mohamed lamenta que los más perjudicados de toda esta situación sean los alumnos y los claustros de profesores “que van a estar enfrentados”.

Por su parte, el delegado de Gobierno, Nicolás Fernández Cucurull, ha intentado reconducir la situación pero no ha llegado a tiempo. Cucurull asegura que trabajará duro de cara al próximo curso para que todo se normalice al tiempo que ha eludido contestar a la petición de cese de Cecilio Gómez por parte de la Fampa. El delegado ha afeado a la federación los calificativos utilizados.

Comentarios